Diese Präsentation wurde erfolgreich gemeldet.
Die SlideShare-Präsentation wird heruntergeladen. ×

I preliminares (2)

Weitere Verwandte Inhalte

Diashows für Sie

I preliminares (2)

  1. 1. I PRELIMINARES 1.- Delimitación del texto. Operación por la cual el narrador marca el comienzo y el final del texto para establecer sus fronteras. Justificación de mi delimitación. a) Criterio de lugar En el texto anterior Jesús caminaba entre los sembrados. “Un sábado, Jesús caminaba entre los sembrados. Sus discípulos arrancaban espigas de trigo, las desgranaban entre las manos y se comían los granos” (Lc 6, 1). En mi perícopa Jesús está en la Sinagoga. “Otro sábado, Jesús entró en la sinagoga y comenzó a enseñar. Había en ella un hombre que tenía la mano derecha tullida” (Lc 6, 6). En la perícopa posterior Jesús está en un cerro orando. “Por aquellos días, Jesús se fue a un cerro a orar, y pasó toda la noche orando a Dios”. (Lc 6, 12). b) Criterio de tiempo En el texto anterior era un sábado. “Un sábado, Jesús caminaba entre los sembrados. Sus discípulos arrancaban espigas de trigo, las desgranaban entre las manos y se comían los granos”. (Lc 6, 1). En mi perícopa es otro sábado. “Otro sábado, Jesús entró en la sinagoga y comenzó a enseñar. Había en ella un hombre que tenía la mano derecha tullida” (Lc 6, 6). En la perícopa posterior es uno de aquellos días. “Por aquellos días, Jesús se fue a un cerro a orar, y pasó toda la noche orando a Dios”. (Lc 6, 12).
  2. 2. c) Criterio de personaje. En la perícopa anterior está Jesús, sus discípulos y algunos fariseos. “Un sábado, Jesús caminaba entre los sembrados. Sus discípulos arrancaban espigas de trigo, las desgranaban entre las manos y se comían los granos.Entonces algunos fariseos les preguntaron: —¿Por qué hacen ustedes algo que no está permitido hacer en sábado?‖ (Lc 6, 1-2). En mi perícopa aparece Jesús, el hombre de la mano tullida, los maestros de la ley y los fariseos. ―Otro sábado, Jesús entró en la sinagoga y comenzó a enseñar. Había en ella un hombre que tenía la mano derecha tullida;7 y los maestros de la ley y los fariseos espiaban a Jesús para ver si lo sanaría en sábado, y así tener algún pretexto para acusarlo.‖ (Lc 6, 6-7). En la perícopa posterior está Jesús, sus discípulos y entre ellos los doce a quienes llamó apóstoles: Simón, Andrés, Santiago, Juan, Felipe, Bartolomé, Mateo, Tomás, Santiago, Simón, al que llamaban el celote, Judas, hijo de Santiago, y Judas Iscariote. ―Por aquellos días, Jesús se fue a un cerro a orar, y pasó toda la noche orando a Dios.Cuando se hizo de día, llamó a sus discípulos, y escogió a doce de ellos, a quienes llamó apóstoles.Éstos fueron: Simón, a quien puso también el nombre de Pedro; Andrés, hermano de Simón; Santiago, Juan, Felipe, Bartolomé,Mateo, Tomás, Santiago, hijo de Alfeo; Simón, al que llamaban el celote,Judas, hijo de Santiago, y Judas Iscariote, que fue quien traicionó a Jesús.‖ (Lc 6, 12-16).
  3. 3. 2.- Contexto Lugar dónde está ubicada mi perícopa. I. La infancia de Juan el bautista y la de Jesús. II. Preparación de la actividad de Jesús. III. Actividad de Jesús en Galilea 1. Jesús comienza su actividad en Galilea 2. Jesús en Nazaret 3. Un hombre que tenía un espíritu impuro 4. Jesús sana a la suegra de Simón 5. Jesús sana a muchos enfermos 6. Jesús anuncia el mensaje en la sinagogas 7. La pesca abundante 8. Jesús sana a un leproso 9. Jesús perdona y sana a un paralítico 10. Jesús llama a Leví 11. La pregunta sobre el ayuno 12. Los discípulos arrancan espigas en sábado 13. Jesús sana a un enfermo en sábado 14. Jesús escoge a los doce apóstoles 15. Jesús enseña a mucha gente 16. Lo que realmente cuenta ante Dios 17. El amor a los enemigos 18. No juzgar a otros 19. El árbol se conocer por su fruto 20. La casa bien o mal fundada 21. Jesús sana al criado de un oficial romano 22. Jesús resucita al hijo de una viuda 23. Los enviados de Juan Bautista 24. Jesús en casa de Simón el fariseo 25. Mujeres que ayudaban a Jesús 26. La parábola del sembrador 27. El porqué de las parábolas 28. Jesús explica la parábola del sembrador 29. La parábola de la lámpara 30. La madre y los hermanos de Jesús 31. Jesús calma la tormenta 32. El endemoniado de Gerasa 33. La mujer enferma y la hija de Jairo 34. Jesús envía a los discípulos a anunciar el reino de Dios 35. Incertidumbre de Herodes 36. Jesús da de comer a una multitud 37. Pedro declara que Jesús es el Mesías
  4. 4. 38. Jesús anuncia su muerte 39. La transfiguración de Jesús 40. Jesús sana a un muchacho que tenía un espíritu impuro 41. Jesús anuncia por segunda vez su muerte 42. ¿Quién es el más importante? 43. El que no está contra nosotros, está a nuestro favor. IV. El viaje a Jerusalén V. En Jerusalén Conclusión: Mi perícopa está en el Evangelio de san Lucas en la parte número III: actividad de Jesús en Galileo y es la número 13.
  5. 5. 3.- Texto Consiste en copiar literalmente el texto. 6 Otro sábado, Jesús entró en la sinagoga y comenzó a enseñar. Había en ella un hombre que tenía la mano derecha tullida; 7 y los maestros de la ley y los fariseos espiaban a Jesús para ver si lo sanaría en sábado, y así tener algún pretexto para acusarlo. 8 Pero él, que sabía lo que estaban pensando, le dijo al hombre que tenía la mano tullida: —Levántate y ponte ahí en medio. El hombre se levantó y se puso de pie, 9 y Jesús dijo a los otros: —Les voy a hacer una pregunta: ¿Qué está permitido hacer en sábado: el bien o el mal? ¿Salvar una vida o destruirla? 10 Luego miró a todos los que lo rodeaban, y le dijo a aquel hombre: —Extiende la mano. El hombre lo hizo así, y su mano quedó sana. 11 Pero los otros se enojaron mucho y comenzaron a discutir qué podrían hacer contra Jesús. 6 Ἐγζνετο[m] δὲἐνἑτζρῳ ςαββάτῳεἰ ςελθεῖ ν αὐτὸνεἰ στὴνςυναγωγὴν καὶ διδάςκειν· καὶ ἦν[n] ἄνθρωποσ ἐκεῖ καὶ ἡ χεὶ ρ αὐτοῦ ἡ δεξιὰἦνξηρά·7 [o] παρετηροῦντο[p] δὲοἱ γραμματεῖ σ καὶ οἱ Φαριςαῖ οι εἰ ἐντῷ ςαββάτῳ[q] θεραπεφει, ἵ να εὕρωςιν[r] κατηγορεῖ ν αὐτοῦ.8 αὐτὸσδὲᾔδειτοὺσδιαλογιςμοὺσ αὐτῶν, [s] εἶ πεν δὲτῷ[t] ἀνδρὶ τῷξηρὰνἔχοντιτὴνχεῖ ρα· [u] Ἔγειρε καὶ ςτῆθιεἰ στὸμζςον· [v] καὶ ἀναςτὰσ ἔςτη.9 εἶ πεν [w] δὲ ὁ Ἰηςοῦσ πρὸσ αὐτοφσ· [x] Ἐπερωτῶὑμᾶσ, [y] εἰ ἔξεςτιν[z] τῷ ςαββάτῳἀγαθοποιῆςαι ἢ κακοποιῆςαι, ψυχὴνςῶςαι ἢ [aa] ἀπολζςαι;10 καὶ περιβλεψάμενοσ πάντασ αὐτοὺσεἶ πεν αὐτῷ· Ἔκτεινοντὴνχεῖ ράςου· ὁ δὲ ἐποίηςεν, καὶ ἀπεκατεςτάθη ἡ χεὶ ρ[ab] αὐτοῦ.11 αὐτοὶ δὲ ἐπλήςθηςαν ἀνοίασ, καὶ διελάλουν πρὸσἀλλήλουστίἂν ποιήςαιεν τῷἸηςοῦ.
  6. 6. II. CRÍTICA LITERARIA Definir si mi texto es de unidad simple (un solo autor) o unidad compuesta (varios autores). a) Textos paralelos. Mt 12, 9-14 9 Jesús se fue de allí y entró en la sinagoga del lugar.10 Había en ella un hombre que tenía una mano tullida; y como buscaban algún pretexto para acusar a Jesús, le preguntaron: —¿Está permitido sanar a un enfermo en sábado? 11 Jesús les contestó: —¿Quién de ustedes, si tiene una oveja y se le cae a un pozo en sábado, no va y la saca?12 Pues ¡cuánto más vale un hombre que una oveja! Por lo tanto, sí está permitido hacer el bien los sábados. 13 Entonces le dijo a aquel hombre: —Extiende la mano. El hombre la extendió, y le quedó tan sana como la otra.14 Pero cuando los fariseos salieron, comenzaron a hacer planes para matar a Mc 3, 1-6 3 Jesús entró otra vez en la sinagoga; y había en ella un hombre que tenía una mano tullida.2 Y espiaban a Jesús para ver si lo sanaría en sábado, y así tener de qué acusarlo.3 Jesús le dijo entonces al hombre que tenía la mano tullida: —Levántate y ponte ahí en medio. 4 Luego preguntó a los otros: —¿Qué está permitido hacer en sábado: el bien o el mal? ¿Salvar una vida o destruirla? Pero ellos se quedaron callados.5 Jesús miró entonces con enojo a los que le rodeaban, y entristecido por la dureza de su corazón le dijo a aquel hombre: —Extiende la mano. El hombre la extendió, y su mano quedó sana.6 Pero en cuanto los fariseos salieron, comenzaron a hacer planes con los del partido de Herodes para matar a Jesús. Lc 6, 6-11 6 Otro sábado, Jesús entró en la sinagoga y comenzó a enseñar. Había en ella un hombre que tenía la mano derecha tullida;7 y los maestros de la ley y los fariseos espiaban a Jesús para ver si lo sanaría en sábado, y así tener algún pretexto para acusarlo.8 Pero él, que sabía lo que estaban pensando, le dijo al hombre que tenía la mano tullida: —Levántate y ponte ahí en medio. El hombre se levantó y se puso de pie,9 y Jesús dijo a los otros: —Les voy a hacer una pregunta: ¿Qué está permitido hacer en sábado: el bien o el mal? ¿Salvar una vida o destruirla? 10 Luego miró a todos los que lo rodeaban, y le dijo a aquel hombre: —Extiende la mano. El hombre lo hizo así, y su mano quedó sana.11 Pero los otros se enojaron mucho y comenzaron a discutir qué
  7. 7. Jesús. podrían hacer contra Jesús. 1.- Comparación Lc- Mt. Semejanzas A. En ambos evangelios presentan a los fariseos buscando un pretexto para condenar a Jesús. B. “Extiende la mano”. C. “Levántate y ponte en medio”. D. En ambos, al finalizar la perícopa, los grupos antagónicos conspiran contra Jesús. Discrepancias: A. Lucas explica que Jesús estaba enseñando en la sinagoga. B. Lucas presenta dos grupos antagónicos: los fariseos y los maestros de la ley mientras que Mateo solamente presenta a los fariseos. C. Lucas especifica que es la mano derecha la que tiene tullida el hombre. D. Lucas resalta la capacidad de Jesús para saber lo que están pensando los demás: “Pero él, que sabía lo que estaban pensando”. E. Lucas a diferencia de Mateo muestra que Jesús le dice al hombre que se levante y se ponga en medio. F. Jesús los cuestiona de diferente manera en ambos evangelios, en Mateo pregunta si está permitido sanar en sábado y desarrolla un argumento sobre la oveja y concluye afirmando que si está permitido hacer el bien el sábado. En Lucas Jesús les hace dos preguntas un poco diferentes pero con el mismo sentido, sin embargo no aparece la respuesta. G. Mateo, a diferencia de Lucas expresa la intención de los fariseos de matar a Jesús. 2.- Comparación Lc – Mc Semejanzas A. En ambos evangelios presentan a los fariseos buscando un pretexto para condenar a Jesús. B. “Extiende la mano”. C. En ambos, al finalizar la perícopa, los grupos antagónicos conspiran contra Jesús. D. “¿Qué está permitido hacer en sábado: el bien o el mal? ¿Salvar una vida o destruirla?” Discrepancias A. Lucas explica que Jesús estaba enseñando en la sinagoga. B. Lucas presenta los grupos antagónicos: los fariseos y los maestros de la ley mientras que Marcos presenta a los fariseos y los del partido de Herodes.
  8. 8. C. Lucas especifica que es la mano derecha la que tiene tullida el hombre. D. Lucas resalta la capacidad de Jesús para saber lo que están pensando los demás: “Pero él, que sabía lo que estaban pensando”. E. Marcos, a diferencia de Lucas expresa la intención de los fariseos de matar a Jesús. F. Marcos expresa los sentimientos de Jesús: “Jesús miró entonces con enojo a los que le rodeaban, y entristecido por la dureza de su corazón” mientras que Lucas expresa los sentimientos de sus adversarios: “Pero los otros se enojaron mucho”. b) Observaciones de orden estilístico: No son muy notables. Conclusión: Marcos es fuente y Lucas omite ciertas palabras y además agrega otras para ser más explícito en su narración. Lucas agrega algunos versos. No hay elementos suficientes para indicar que Lucas haya recurrido a la fuente Q.
  9. 9. III CRÍTICA DE LA FORMA Se propone darnos cuenta de los elementos estructurales del texto analizado. 1.- Análisis sintáctico: Otro sábado, Jesús entró en la sinagoga y comenzó a enseñar. Es una oración coordinada. Había en ella un hombre que tenía la mano derecha tullida; y los maestros de la ley y los fariseos espiaban a Jesús para ver si lo sanaría en sábado, y así tener algún pretexto para acusarlo. Es una oración coordinada. Pero él, que sabía lo que estaban pensando,le dijo al hombre que tenía la mano tullida: Es una oración yuxtapuesta. —Levántate y ponte ahí en medio. Es una oración coordinada. El hombre se levantó y se puso de pie, y Jesús dijo a los otros: Es una oración coordinada. Les voy a hacer una pregunta:¿Qué está permitido hacer en sábado: el bien oel mal? ¿Salvar una vida o destruirla? Luego miró a todos los que lo rodeaban, y le dijo a aquel hombre: Es una oración coordinada Extiende la mano. Es una oración simple El hombre lo hizo así, y su mano quedó sana. Es una oración coordinada. Pero los otros se enojaron mucho y comenzaron a discutirqué podrían hacer contra Jesús.
  10. 10. Oración compuesta por tres proposiciones. 2.- Análisis semántico Verbos: Entró, comenzó, había, espiaban, tener, sabía, dijo, miro, hizo, quedó, extiende, salvar, destruirla, enojaron, discutir. Sustantivos: Sinagoga, hombre, mano. Adjetivos: Tullida. Adverbios: Ahí, así, mucho. Adjetivos demostrativos: Aquel. 3.- Forma (estructura) 1. Encuentro del enfermo con Jesús 2. Controversia 3. Justificación del milagro (legitimación). 4. Signo del milagro 5. Reacción de los presentes
  11. 11. IV CRÍTICA DEL GÉNERO Cuando se dan los casos de estructuras significativas comparables, ya sean del lenguaje hablado o del escrito, podemos decir que existe un género literario. Cita bíblica Forma Lc 6, 6 Lc 14, 2 Lc 5, 19 1. Encuentro del enfermo con Jesús Lc 6, 7 Lc 14, 3 Lc 5, 21 2. Controversia Lc 6, 9 Lc 14, 5 Lc 5, 22-24 3. Justificación del milagro (legitimación). Lc 6, 10 Lc 14, 4 Lc 5, 24 4. Curación Lc 6, 11 Lc 14, 6 Lc 5, 26 5. Reacción de los presentes Conclusión: Mi texto comparte la forma con otros textos y estos pertenecen al género de la catequesis.
  12. 12. V. CRÍTICA DE LA TRADICIÓN Se entiende por crítica de la tradición todo aquello que los autores de las obras bíblicas recibieron de otras como un caudal que no inventaron. Se trata de aquellos materiales ya formulados previamente. Comparación de los sinópticos. Mt 12, 9-14 9 Pasó de allí y se fue a la sinagoga de ellos. 10 Había allí un hombre que tenía una mano seca. Y le preguntaron si era lícito curar en sábado, para poder acusarle. 11 El les dijo: «¿Quién de vosotros que tenga una sola oveja, si ésta cae en un hoyo en sábado, no la agarra y la saca? 12 Pues, ¡cuánto más vale un hombre que una oveja! Por tanto, es lícito hacer bien en sábado.» 13 Entonces dice al hombre: «Extiende tu mano.» El la extendió, y quedó restablecida, sana como la otra. 14 Pero los fariseos, en cuanto salieron, se confabularon contra él para ver cómo eliminarle. Mc 3, 1-6 1 Entró de nuevo en la sinagoga, y había allí un hombre que tenía la mano paralizada. 2 Estaban al acecho a ver si le curaba en sábadopara poder acusarle. 3 Dice al hombre que tenía la mano seca: «Levántate ahí en medio.» 4 Y les dice: «¿Es lícito en sábado hacer el bien en vez del mal, salvar una vida en vez de destruirla?» Pero ellos callaban. 5 Entonces, mirándoles con ira, apenado por la dureza de su corazón, dice al hombre:«Extiende la mano.» El la extendió y quedó restablecida su mano. 6 En cuanto salieron los fariseos, se confabularon con los herodianos contra él para ver cómo Lc 6, 6-11 6 Sucedió que entró Jesús otro sábado en la sinagoga y se puso a enseñar. Había allí un hombre que tenía la mano derecha seca. 7 Estaban al acecho los escribas y fariseos por si curaba en sábado, para encontrar de qué acusarle. 8 Pero él, conociendo sus pensamientos, dijo al hombre que tenía la mano seca: «Levántate y ponte ahí en medio.» El, levantándose, se puso allí. 9 Entonces Jesús les dijo: «Yo os pregunto si en sábado es lícito hacer el bien en vez de hacer el mal, salvar una vida en vez de destruirla.» 10 Y mirando a todos ellos, le dijo:«Extiende tu mano.» El lo hizo, y quedó restablecida su mano. 11 Ellos se ofuscaron, y deliberaban entre sí qué harían a Jesús.
  13. 13. eliminarle. CONCLUSIÓN: Posiblemente mi texto se basa en la tradición siguiente: Entró Jesús en la sinagoga. Había allí un hombre que tenía una mano seca.Estaban al acecho a ver si le curaba en sábado para poder acusarle. Le dijo: «Extiende tu mano.» Él lo hizo, y quedó restablecida su mano. Confabularon contra Jesús para ver cómo eliminarle.
  14. 14. VI. CRÍTICA DE LA COMPOSICIÓN Se pretende determinar cómo ciertos escritos bíblicos, usando materiales tradicionales, han modificado, editado o redactado las fuentes, o lo que hayan heredado de los escritores o comunidades anteriores a ellos, a favor de su propio interés o finalidad literaria. Mt 12, 9-14 9 Pasó de allí y se fue a la sinagoga de ellos. 10 Había allí un hombre que tenía una mano seca. Y le preguntaron si era lícito curar en sábado, para poder acusarle. 11 El les dijo: «¿Quién de vosotros que tenga una sola oveja, si ésta cae en un hoyo en sábado, no la agarra y la saca? 12 Pues, ¡cuánto más vale un hombre que una oveja! Por tanto, es lícito hacer bien en sábado.» 13 Entonces dice al hombre: «Extiende tu mano.» Él la extendió, y quedó restablecida, sana como la otra. 14 Pero los fariseos, en cuanto salieron, se confabularon contra él para ver cómo eliminarle. Mc 3, 1-6 1 Entró de nuevo en la sinagoga, y había allí un hombre que tenía la mano paralizada. 2 Estaban al acecho a ver si le curaba en sábado para poder acusarle. 3 Dice al hombre que tenía la mano seca: «Levántate ahí en medio.» 4 Y les dice: «¿Es lícito en sábado hacer el bien en vez del mal, salvar una vida en vez de destruirla?» Pero ellos callaban. 5 Entonces, mirándoles con ira, apenado por la dureza de su corazón, dice al hombre: «Extiende la mano.» Él la extendió y quedó restablecida su mano. 6 En cuanto salieron los fariseos, se confabularon con los herodianos Lc 6, 6-11 6 Sucedió que entró Jesús otro sábado en la sinagoga y se puso a enseñar. Había allí un hombre que tenía la mano derecha seca. 7 Estaban al acecho los escribas y fariseos por si curaba en sábado, para encontrar de qué acusarle. 8 Pero él, conociendo sus pensamientos, dijo al hombre que tenía la mano seca: «Levántate y ponte ahí en medio.» Él, levantándose, se puso allí. 9 Entonces Jesús les dijo: «Yo os pregunto si en sábado es lícito hacer el bien en vez de hacer el mal, salvar una vida en vez de destruirla.» 10 Y mirando a todos ellos, le dijo: «Extiende tu mano.» Él lo hizo, y quedó restablecida su mano. 11 Ellos se ofuscaron, y
  15. 15. contra él para ver cómo eliminarle. deliberaban entre sí qué harían a Jesús. Lucas reelaboró el texto de la siguiente manera: Cuando Jesús está en la sinagoga, Lucas especifica que está enseñando. “Entró Jesús otro sábado en la sinagoga y se puso a enseñar”. Lucas es específico al decir cuál de las manos es la que el hombre tenía paralizada. Por otra parte, cuando los antagonistas hablan en contra de Jesús en secreto, Lucas resalta que Jesús sabe los pensamientos de ellos. “Pero él, conociendo sus pensamientos”. Cuando Jesús le ordena al hombre que se levante y se ponga en medio, Lucas relata la obediencia inmediata de éste levantándose y poniéndose donde se les indicó. “Él, levantándose, se puso allí”. Lucas a diferencia de Mateo no relata el ejemplo de la oveja para justificar la sanación en el día sábado. Marcos expresa los sentimientos de Jesús: “Entonces, mirándoles con ira, apenado por la dureza de su corazón” mientras que Lucas expresa los sentimientos de sus adversarios: “Ellos se ofuscaron”.
  16. 16. VII EXÉGESIS La exégesis es la interpretación del texto bíblico, cualquiera que sea, en su propio contexto, que su objeto es el análisis del contenido a mensaje. 6 Sucedió que entró Jesús otro sábado en la sinagoga y se puso a enseñar. Había allí un hombre que tenía la mano derecha seca. Para este tiempo la oposición a Jesús iba concretándose. Estaba enseñando en la sinagoga un sábado. Hay un detalle interesante: si comparamos esta historia en Mateo 12:10-13, y Marcos 3:1-6, con la versión de Lucas, nos damos cuenta de que es sólo éste el que nos dice que era el brazo derecho el que tenía seco el hombre. Aquí habla el médico, interesado en todos los detalles del caso. (WILLIAM B ARCLAY, COMENTARIO AL NUEVO TESTAMENTO -Tomo4 Evangelio según San Lucas) Entró Jesús en la sinagoga y se puso a enseñar Literalmente habría que traducir: «Y sucedió en otro sábado (que) élentró en la sinagoga y enseñaba». El detalle de que Jesús «se puso a enseñar»es otra adición de Lucas, cuyafunción consiste en servir de fondo a la «declaración» que va a hacerinmediatamente. La mano derecha Es probable que esta adición de Lucas, que habla expresamente de lamano «derecha», quiera poner de relieve que se trata precisamente dela mano que se emplea para el trabajo; es una manera de subrayar lascondiciones personales de aquel desvalido. Cf. Le 22,50, donde se diceque uno de los discípulos le cortó «la oreja derecha» al criado del sumosacerdote. Es un detalle de las narraciones populares, con el que sepretende dejar en claro que la persona afectada no se encuentra en unasituación extrema. Atrofiada Se refiere a una falta de desarrollo normal del órgano. Lucas emplea eladjetivo xéra( = literalmente: «seca»), mientras que la redacción deMarcos usa aquí el participio exérammenén; pero a continuación elpropio Marcos va a utilizar el adjetivo (Me 3,3). Por tanto, la descripciónde Lucas parece más coherente en su conjunto. (Joseph A. FitzmyerEL EVANGELIO SEGÚN LUCAS)
  17. 17. 7 Estaban al acecho los escribas y fariseos por si curaba en sábado, para encontrar de qué acusarle. Y así poder acusarlo Literalmente: «para encontrar cómo acusarlo». La construcción griegaresulta bastante dura, al emplear el subjuntivo del verbo heuriskein( = «encontrar») con un infinitivo: katégorien(= «acusar»). La formulación de Marcos es mucho más fluida: hiña katégorésósinautou( = «para acusarlo»: Me 3,2). Sin embargo, la frase de Lucas reflejaprobablemente una construcción aramea. Ya desde hace tiempose sabe que, en arameo oriental, el verbo skh, que normalmente significa«encontrar», tiene también el sentido de «ser capaz de», «poder»,y recientemente se han descubierto testimonios de ese sentido tambiénen arameo occidental, es decir, en el arameo palestinense. (Joseph A. Fitzmyer EL EVANGELIO SEGÚN LUCAS) 8 Pero él, conociendo sus pensamientos, dijo al hombre que tenía la mano seca: «Levántate y ponte ahí en medio.» Él, levantándose, se puso allí. Conocía sus intenciones La frase es otra adición de Lucas, con la que presenta a Jesús conscientede la actitud crítica de los que no dejaban de observarle. La percepción de Jesús se debe a una observación atenta de la reacción que producen sus palabras. No hay ninguna necesidad de acudir a su «sabiduría divina») o a su «conocimiento profético». Ponte ahí en medio El texto de Marcos dice solamente: «levántate en medio». La adiciónde Lucas suaviza la formulación del mandato; igual que la frase siguiente:«él se levantó y se quedó en pie». Jesús ordena al enfermo que ocupe la posición central de laescena. (Joseph A. Fitzmyer EL EVANGELIO SEGÚN LUCAS) 9 Entonces Jesús les dijo: «Yo os pregunto si en sábado es lícito hacer el bien en vez de hacer el mal, salvar una vida en vez de destruirla.» En este incidente, Jesús quebrantó abiertamente la ley tradicional. Curar era un trabajo, y estaba prohibido hacer ningún trabajo el sábado. Es verdad que si había peligro de muerte se podía hacer algo para mantener la vida. También era legal tratar las dolencias de ojos o garganta. Pero este hombre no estaba en peligro de muerte; podría haber esperado hasta el día siguiente sin peligro. Pero Jesús estableció el gran principio de que, dijeran lo que dijeran las leyes y las reglas, siempre se puede hacer un bien en sábado.
  18. 18. Jesús les dirigió la pregunta punzante: «Os preguntaré una cosa: ¿Qué es lo que se permite hacer el sábado, ayudar a alguien o hacerle daño, salvar la vida o destruirla?» Eso tiene que haberles llegado al alma, porque mientras Él estaba tratando de ayudar a la vida del hombre del brazo seco, ellos estaban haciendo todo lo posible para destruirle a Él. Era Él el que estaba tratando de salvar, y ellos de destruir. (WILLIAM B ARCLAY, COMENTARIO AL NUEVO TESTAMENTO -Tomo4 Evangelio según San Lucas) Permitidme una pregunta La adición de Lucas confiere particular relieve a la pregunta que vienea continuación. Jesús, el Maestro, provoca deliberadamente a sus oponentes,los doctores de la ley y los fariseos.¿Está permitido ... hacer el bien?La «declaración» de Jesús, que da su calificación a este episodio, estáenmarcada en una pregunta. Se trata de pura casuística, pero que, almismo tiempo, apela al sentido común. Indudablemente, refleja el tipode debates sobre los trabajos que se podían realizar en sábado, comosabemos por las posteriores discusiones rabínicas En la pregunta va implícita una acusación: el rechazo a hacer el bienequivale a causar el mal; y, ¿se puede hacer o causar el mal «en sábado?». Salvar una vida Aunque el término griego que se usa aquí: psyché, se traduce generalmentepor «alma», es claro que se emplea en el sentido de «vida». (Joseph A. Fitzmyer EL EVANGELIO SEGÚN LUCAS) 10 Y mirando a todos ellos, le dijo: «Extiende tu mano.» Él lo hizo, y quedó restablecida su mano. Echando en torno una mirada a todos Lucas, aunque omite el silencio de los críticos (cf. Me 3,4), conservala descripción que el propio Marcos hace de la reacción de Jesús; porsu parte, añade: «todos» (pantas), y silencia el estado emocional deJesús: «lleno de ira y dolido de su ceguera» (Me 3,5). Lo hizo En vez de seguir la formulación de Marcos: «la extendió», Lucas prefiereuna descripción genérica de la acción del enfermo. (Joseph A. Fitzmyer EL EVANGELIO SEGÚN LUCAS) 11 Ellos se ofuscaron, y deliberaban entre sí qué harían a Jesús.
  19. 19. Fuera de sí de rabia Literalmente habría que traducir: «se llenaron de locura». La palabragriega a-noiadescribe, de por sí, un estado de confusión mental y deofuscación equivalente a «locura». Pero Platón (Timeo, 86B) distinguedos tipos: mania( = «locura», «furia», «rabia») y amathia( = «ignorancia»). El primer sentido es el más adecuado en este contexto; con esa palabra se expresa la obstinación y dureza de corazón de los oponentes. Qué podrían hacer con Jesús Con esta expresión, Lucas suaviza los planes de los fariseos, que, segúnMarcos, se confabulan con los partidarios de Herodes para «acabar conJesús» (cf. Me 3,6). (Joseph A. Fitzmyer EL EVANGELIO SEGÚN LUCAS) En esta escena hay tres personajes. (i) Está el hombre del brazo seco. Podemos decir dos cosas de él. (a) En uno de los evangelios apócrifos, es decir, de los que no llegaron a formar parte del Nuevo Testamento, se nos dice que el hombre era mampostero, y vino a Jesús para pedirle ayuda y le dijo: «Yo era mampostero, y me ganaba la vida con las manos; te suplico, Jesús, que me devuelvas la salud para que no tenga que mendigar mi pan con vergüenza.» Era un hombre que quería trabajar. Dios siempre mira con aprobación al que quiere ganarse la vida decentemente. (b) Era un hombre que estaba dispuesto a intentar lo imposible. No se puso a discutir cuando le dijo Jesús que extendiera el brazo inútil; lo intentó y lo consiguió, con las fuerzas que le dio Jesús. (ii) Está Jesús. Hay en esta historia una gloriosa atmósfera de desafío. Jesús sabía que le estaban espiando, pero no vaciló en sanar. Le dijo al hombre que se pusiera en medio: esto no se iba a hacer en un rincón. Se cuenta de uno de los primeros predicadores metodistas, que tenía el propósito de predicar en un pueblo hostil. Alquiló a un pregonero para que anunciara la reunión, y éste empezó a hacerlo en un susurro aterrado. Entonces el predicador le quitó de la mano la campana, la hizo sonar y tronó: -¡Mister Fulano de Tal predicará en tal y tal lugar a tal y tal hora de la noche y ese hombre soy yo! (iii) Estaban los fariseos. Aquí tenemos a unos hombres que siguieron el extraño camino de odiar a un hombre que acababa de curar a un paciente. (WILLIAM B ARCLAY, COMENTARIO AL NUEVO TESTAMENTO -Tomo4 Evangelio según San Lucas)
  20. 20. VIII. TEOLOGÍA BÍBLICA Es la sistematización del mensaje bíblico, todo ello es intrabíblico. Milagro de curación: 1.- El verbo aparece 43 veces en el Nuevo Testamento, especialmente en Matero (16 veces) y en Lucas (Evangelio 14, Hechos 5); En Marcos aparece 5 veces, en el Evangelio de Juan una vez y en el Apocalipsis 2 veces. Significa primeramente “servir” y luego teniendo en cuenta el servicio que prestan los médicos- puede significar también “cuidar también a un enfermo “darle tratamiento médico”. 2. Se refiere tanto a actividades exorcísticas como a la eliminación de dolencias físicas cual la ceguera o las parálisis. Esta es una razón, entre otras, para que no hagamos una distinción demasiado forzada entre las curaciones obradas por Jesús y las expulsiones de demonios llevadas a cabo por Él. 3.- Los actos de curación no se narran bajo el aspecto de la interrupción de la causalidad de las leyes de la naturaleza, sino como manifestación del reino de Dios en la lucha mantenida por los poderes. El conflicto de Jesús con los fariseos en torno al sábado manifiesta dos comprensiones distintas de los fariseos que piensan en una actividad médica y profana, que está prohibida en día de sábado. 4.-Son importantes cuatro aspectos de la actividad sanadora de Jesús: a).- El motivo: La iniciativa procede normalmente de los enfermos; Jesús cura por apasionada misericordia. b).- Los medios externos: Muy raras veces son intervenciones médicas o medicamentos, tan solo imponer las manos. c).- La fuerza que se halla detrás de la curación: La fe de los enfermos, una fe absoluta y que mueve montañas. Una fe que coopera con la fe o con la voluntad concentrada de Jesús. d).- Es característico de Jesús el poder creador: Basta pronunciar una palabra “inmediatamente”. 5.- Los Doce son hechos partícipes de autoridad mesiánica. 6.- En Hechos 17,25 se usa para referirse al servicio de culto , de que no tiene necesidad el Creador del cielo y de la tierra y Padre de Jesucristo.
  21. 21. 7.- El sustantivo curación servidumbre de la casa, corresponde al significado del verbo en los relatos sobre Jesús donde se habla del árbol cuyas hojas sirven para la curación milagrosa de los pueblos. (DICCIONARIO TEOLÓGICO) SÁBADO Fiesta religiosa israelita del séptimo día al parecer íntimamente relacionada con el origen de la semana como período concreto de tiempo. En Gn8.22; Job 5.12, etc., el verbo cognado, shabat, tiene el sentido de «cesar» o «parar» cualquier actividad, sin ninguna conexión religiosa, en tanto que en Éx 16.23ss; 23.12; y 31.17significa descansar del trabajo en consagración a Yavhé. Parece posible afirmar que la celebración del sábado se remonta entre los israelitas a los tiempos premosaicos; el mandamiento del decálogo de santificar el sábado (Éx 20.8–11) presupone que los israelitas del tiempo de Moisés ya lo conocían. Encontramos abundantes evidencias de este hecho en los Evangelios y en los profetas después del cautiverio (cf. Is58.13). Los rabinos reconocían que el sábado debía servir de ayuda al hombre en la consecución de la finaliad de la vida. Jesús enunció este principio claramente: el sábado se había establecido para el hombre y no viceversa (Mc 2.27). Pero Jesús fue más lejos al insistir en que el sábado nunca puede ser un fin en sí mismo, otorgando así a los hombres mayor libertad para hacer el bien a los demás y para ocuparse de sus necesidades personales (Mc 2.23ss; 3.4; Lc 13.15; etc.). Jesús declara que como la ley del reposo es para el bien del hombre, como Hijo del Hombre tiene autoridad para cambiar la Ley o abrogarla (Mc 2.28). La iglesia primitiva se sirvió de esta afirmación de Jesús cuando decidió abandonar la observancia del sábado para adorar al Señor resucitado en domingo. Aunque ningún pasaje del Nuevo Testamento lo diga, se puede deducir de Mt 24.20que la primera comunidad cristiana de Jerusalén siguió observando el sábado al igual que las demás costumbres religiosas judías (Hch 2.1, 46; 3.1; 10.9). Pero no parece que Pablo obligara a las comunidades cristianas fuera de Palestina a observar el sábado. En Hch 15.29se ve que en el decreto del concilio de Jerusalén no se impuso el sábado a las iglesias gentiles. Pablo escribe a los colosenses que nadie debía juzgarlos «en cuanto a días de fiesta, luna nueva o días de reposo» (Col 2.16). La iglesia cristiana primitiva, sin dejar de observar el sistema tradicional de la semana de siete días, hizo del domingo el primer día de la misma, día especial en que los cristianos celebran sus servicios religiosos. Se basaban en la resurrección. El Señor resucitó de entre los muertos el primer día de la semana, y los cristianos comenzaron a reunirse ese día para rendir culto al Cristo resucitado. Para ellos el domingo llegó a llamarse el →DÍA DEL SEÑOR. Bibliografía: IBII, 511–514. EBDMVI, col. 288–295. DBH, col. 1735–1740.
  22. 22. IX. INTERPRETACIÓN La tarea es descubrir qué es lo que pretendió decirnos el autor humano y expresó en sus palabras. Imposible es una palabra que habría que desterrar del vocabulario del cristiano. Como ha dicho un famoso hombre de ciencia, «La diferencia entre lo difícil y lo imposible está sólo en que se tarda un poco más en hacer lo imposible.» El verdadero cristiano despliega con orgullo la bandera de la fe, y desafía abiertamente a la oposición. Son el ejemplo sobresaliente de los que aman sus leyes y sus reglas más que a Dios. Seguimos viendo esta actitud en las iglesias una y otra vez. Discusiones, no acerca de las grandes cuestiones de la fe, sino sobre cuestiones de gobierno eclesiástico y cosas por el estilo. Leighton dijo una vez: «Cómo se haya de gobernar la iglesia es indiferente; pero la paz y la concordia, la amabilidad y la buena voluntad son indispensables.» Siempre está presente el peligro de poner la lealtad al sistema por encima de la lealtad a Dios. (WILLIAM B ARCLAY, COMENTARIO AL NUEVO TESTAMENTO -Tomo4 Evangelio según San Lucas) Cristo no se avergüenza ni teme reconocer los propósitos de su gracia. Sana al pobre aunque sabía que sus enemigos iban a utilizarlo en su contra. Ninguna oposición nos aleje de nuestro deber o de ser útiles. Bien podremos asombrarnos de que los hijos de los hombres sean tan malos. (Henry, Lucas-Comentario)
  23. 23. MÉTODO HISTÓRICO CRÍTICO EJERCICIO QUE PRESENTA: HERACLIO CHAVEZ VILLALOBOS TARÍMBARO MICHOACÁN A 27DE ABRIL DE 2013

×