Diese Präsentation wurde erfolgreich gemeldet.
Wir verwenden Ihre LinkedIn Profilangaben und Informationen zu Ihren Aktivitäten, um Anzeigen zu personalisieren und Ihnen relevantere Inhalte anzuzeigen. Sie können Ihre Anzeigeneinstellungen jederzeit ändern.

Neurocisticercosis Imagenología

Neurocisticercosis

  • Loggen Sie sich ein, um Kommentare anzuzeigen.

Neurocisticercosis Imagenología

  1. 1. UNIVERSIDAD CENTRAL DEL ECUADOR INTEGRANTES: Narváez Stephany Nivelo Andrea Ocaña Juan Francisco HCAM2 NEUROCISTICERCOSIS IMAGENOLOGÍA
  2. 2. NEUROCISTICERCOSIS http://medicinainternaaldia.wordpress.com/2013/01/27/neurocisticercosis/
  3. 3. INTRODUCCIÓN Enfermedad parasitaria causada por la Tenia solium por contaminación fecal-oral, EPIDEMIOLOGIA e INTRODUCCIÓN Es endémica de casi todos los países en vía de desarrollo (Latinoamérica, Sudeste Asiático y África) con excepción de países musulmanes. causa más común de epilepsia adquirida en las zonas endémicas
  4. 4. Epidemiología. La cisticercosis es endémica, principalmente en África, Asia y Sudamérica, favorecida por pobres condiciones socio-económicas (Fuente: modificado de Román et al.6).
  5. 5. Agente Etiológico
  6. 6.  El ser humano se infecta al ingerir los huevos de Taenia solium.  El ser humano es el único húesped definitivo y puede ser intermediario.  Los huevos son eliminados dentro de los proglótides o las materias fecales en personas que estén infectadas por el parásito adulto.
  7. 7. Agente Etiológico  Oncósferas o embriones hexacanto en los huevos -> libres en intestino delgado -> sistema circulatorio -> distribuidos a diferentes zonas corporales donde crecen hasta formar cisticercos. (2-3 meses)
  8. 8. Agente Etiológico  Cisticercos de Taenia solium  Los cisticercos se presentan en forma:  Vesicular: Quistes redondos u ovalados de 0.5 – 1 cm, blancos transparentes con escólex en su interior.  Racemosa: múltiples sacos en forma de racimo, membrana más delgada, mayor tamaño y sin escólex en su interior
  9. 9. Agente Etiológico  La pared vesicular tiene 3 capas:  Externa acidófila (festoneada)  Media (tejido conjuntivo)  Interna (reticular fibrilar) En la capa media e interna se encuentran corpúsculos calcáreos en forma de vacuolas.
  10. 10. FISIOPATOLOGIA
  11. 11. Larvas de T. solium SNC TCS Músculos Ojos
  12. 12. SNC Parénquima Cavidades ventriculocisternales Esp. subaracnoideo Meninges Médula
  13. 13. QUISTES Reacción inmunologica exudado inflamacion periarteritis endarteritis Oblitera los vasos
  14. 14. …… obliteracion de los vasos Obstrucción conductos LCR HIPERTENSIÓN INTRACRANEAL
  15. 15. Masa amorfa Fibrosarse, calcificarce QUISTES Células gigantes Histiocitos Células epitelioides Linfocitos Eosinofilos Serodeande
  16. 16. MENINGITIS Engrosamiento de las membranas Abundante exudado Si se afectan las aracnoides Pares craneales de la base Obstrucción flujo de LCR
  17. 17. Forma miliar Multiples cisticercos en el parenquima cerebral Encefalitis
  18. 18. Los cisticercos se rodean de una capsula fibrosa (excepto en el ojo y snc)  vida mas larga y poca reaccion inflamatoria Teniaestatina  inhibe la activacion del complemento
  19. 19. CLINICA Neurocisticercosis http://www.elsevier.es/es/revistas/medicina-clinica-2/neurocisticercosis-enfermedad- chagas-13148849-imagen-semana-2010?bd=1
  20. 20. No existe un cuadro clínico característico ni Patognomónico. Existen 4 tipos de presentación de los quistes de cisticercos en el sistema nervioso central: 1.Meníngea 2. Parenquimatosa 3.Ventricular 4.Mixto afecta más frecuentemente el IV ventrículo; usualmente solitario se localizan en zonas vascularizadas como sustancia gris cortical, y núcleos subcorticales. quistes múltiples o solitarios Forma racemosa cisticercos subaracnoideos de la base
  21. 21. Cuadro clinico  epilepsia  déficit motor  ataxia cerebelosa, disfunción de tronco  movimientos involuntarios anormales Estas manifestaciones suelen seguir un curso progresivo, aun- que también pueden aparecer en forma súbita cuando se relacionan con infartos cerebrales  hipertensión endocraneal asociada o no con signos focales o deterioro cognitivo y constituye causa frecuente de hidrocefalia sigue un curso lentamente progresivo, el cual puede interrumpirse por episodios súbitos de pérdida de conciencia relacionados con movimientos de la cabeza (síndrome de Bruns), cuando la causa es un cisticerco en el IV ventrículo  quistes subaracnoideos gigantes
  22. 22.  encefalitis cisticercosa ocurre como resultado de una intensa reacción inflamatoria del huésped ante la invasión masiva de cisticercos al parénquima cerebral. La encefalitis cisticercosa es más frecuente en niños y mujeres jóvenes y se caracteriza por deterioro de conciencia, crisis convulsivas, disminución de visión, cefalea.
  23. 23. CRITERIOS DIAGNOSTICOS 1.Demostración histológica del parásito en cerebro o medula espinal. 2.Lesiones quísticas que muestren el escólex en TAC o RM. 3.Visualización del parásito subretinario por examen de fondo de ojo. 1.ABSOLUTOS:
  24. 24. 1.Neuroimágenes altamente sugestivas: TAC o RM con quistes sin escólex, lesiones que toman el medio de contraste y calcificaciones parenquimatosas calcificadas de forma típica. 2. Prueba inmunológica positiva por inmunoblot. 3.Desaparición de quistes intracraneales, después del tratamiento con albendazol o praziquantel. 4.Desaparición espontánea de pequeñas lesiones únicas que tomaban el medio de contraste. Esto se refiere a pacientes con lesión única, de menos de 20 mm de diámetro, con antecedentes de convulsiones, examen neurológico normal y ausencia de enfermedad sistémica activa 2. C.MAYORES
  25. 25. 1.Lesiones compatibles en neuroimágenes, que comprenden hidrocefalia, toma de contraste en leptomeninges o mielografía con lesiones múltiples que no toman el medio de contraste. 2.Manifestaciones clínicas sugestivas, como convulsiones signos neurológicos focales, hipertensión intracraneana y demencia. 3.Prueba de ELISA positiva en LCR para anticuerpos o para antígenos. 4. Cisticercosis fuera del SNC, demostrado por estudio histológico en músculos o tejido celular subcutáneo, por visualización en la cámara anterior del ojo o por rayos X que muestren las típicas calcificaciones en forma de cigarro en tejidos blandos. 3.Menor:
  26. 26. 1.Evidencia de contacto intrafamiliar con un portador de Taenia solium. 2.personas que vivan o hayan viajado a zonas endémicas para teniasis/cisticercosis. 3.Historia de viajes frecuentes a zonas endémicas. 4.Epidemiológico: 5.Grados de certeza Definitiva: 1.Presencia de un criterio absoluto. 2.Presencia de dos criterios mayores, uno menor y uno epidemiológico. Probable: 1.Presencia de un criterio mayor y dos menores. 2.Presencia de un criterio mayor, uno menor y uno epidemiológico. 3.Presencia de 3 criterios menores más uno epidemiológico
  27. 27. Cisticercosis Subaracnoidea La mas frecuente alcanza por vía hematógena las cisternas basales, espacios subaracnoideos y meninges, desencadenando una intensa reacción inflamatoria perilesional CLASIFICACIÓN TOPOGRÁFICA Produciendo una leptomeningitis basilar que engloba nervios y arterias craneales. También se afectan los agujeros de Luschka y Magendie con hidrocefalia Cisticercos subaracnoideos. Estudio de RM mediante secuencia FLAIR en el plano transversal (A), en la que se observan pequeños quistes en la profundidad de los surcos cerebrales biparietales. Lesiones quísticas en las cisternas basales. La TC con contraste (B) y la secuencia de RM potenciada en T2 (C), ambas en el plano transversal, muestran la ocupación de las cisternas basales por lesiones quísticas cuyo contenido es similar al líquido cefalorraquídeo.
  28. 28. Cisticercosis Parenquimatoso quistes se localizan preferentemente en la corteza cerebral y en los ganglios basales donde hay mayor irrigación vascular Pequeños y raramente miden más de 10 mm de diámetro, ya que la presión que ejerce el parénquima cerebral impide su crecimiento, diferentes fases evolutivas que van desde quistes hasta finales con calcificaciones Cisticercos parenquimatosos. TC con contraste (A) y RM con secuencias potenciadas en T2 (B) y T1 con gadolinio en el plano transversal (C). Se ven pequeñas lesiones quísticas corticales frontales derechas, con mínimo edema perilesional, realce anular y escólex visible en su interior (flecha)
  29. 29. Cisticercosis Ventriculares representan menos del 33% de todos los casos de neurocisticercosis. Los quistes pueden adoptar tamaños variables y generalmente son únicos El IV ventrículo es el más afectado (50%), seguido de los laterales (35%) y menos frecuente el III ventrículo (10%) y el acueducto de Silvio (5%) Pueden estar adheridos a la capa ependimaria produciendo ventriculitis (ependimitis granular y gliosis subependimaria) o encontrarse flotando libremente ocasionando obstrucción. Puede producir hidrocefalia, y cuando es intermitente, puede dar lugar al síndrome de Bruns.
  30. 30. Cisticerco intraventricular. Estudio de TC sin contraste (A), que muestra una lesión quística en el IV ventrículo. Imágenes de RM potenciadas en T1 con gadolinio (B) y en T2 (C) en el plano axial, así como secuencias en T2 de alta resolución (D) y T1 con gadolinio
  31. 31. (E) en el plano sagital, que muestran una lesión quística intraventricular obstruyendo el IV ventrículo, con un nódulo mural inferior que realza con el gadolinio (flecha). Control de RM posterior al tratamiento anticesticida (F y G), que muestra disminución del tamaño de la lesión intraventricular, a la vez que persiste una mínima captación de gadolinio en el margen inferior del IV ventrículo (flecha). (Cortesía del Dr. Antoni Rovira, Corporación Sanitaria Parc Taulí, Sabadell).
  32. 32. Cisticercosis Espinales (1-3% de los casos). Se localizan en el espacio subaracnoideo que rodea la médula por diseminación de la larva a través del líquido cefalorraquídeo (menos del 1%) son las lesiones espinales intramedulares, que, en la mayoría de los casos, se localizan en su segmento dorsal Los quistes leptomeníngeos pueden moverse libremente en el espacio subaracnoideo y cambiar de posición durante el examen con los movimientos del paciente.
  33. 33. Afectación espinal por cisticercosis. Estudio de RM mediante secuencias potenciadas en T2 en el plano sagital de la columna dorsal (A), T2 axial de la columna lumbar (B) y T1 sagital con gadolinio de la columna lumbar (C), con múltiples quistes de diferentes tamaños, intradurales, intramedulares y extramedulares (flechas), que se localizan a lo largo del canal raquídeo en su segmento dorsal-lumbar, con reacción inflamatoria leptomeníngea asociada (flecha). (Cortesía de la Dra. Piedad Urueña, Instituto Neurológico de Antioquia, Medellín, Colombia).
  34. 34. http://medicinainternaaldia.wor dpress.com/2013/01/27/neuro cisticercosis/ Imagen de Neurocisticercosis en “Cielo estrellado”.
  35. 35. Medicina (B. Aires) v.69 n.1 supl.1 Ciudad Autónoma de Buenos Aires 2009 Neurocisticercosis en pediatría Jorge Malagón Valdez Clínica para la Atención del Neurodesarrollo, Aguascalientes, México
  36. 36. Medicina (B. Aires) v.69 n.1 supl.1 Ciudad Autónoma de Buenos Aires 2009 Neurocisticercosis en pediatría Jorge Malagón Valdez Clínica para la Atención del Neurodesarrollo, Aguascalientes, México
  37. 37. Medicina (B. Aires) v.69 n.1 supl.1 Ciudad Autónoma de Buenos Aires 2009 Neurocisticercosis en pediatría Jorge Malagón Valdez Clínica para la Atención del Neurodesarrollo, Aguascalientes, México
  38. 38. Medicina (B. Aires) v.69 n.1 supl.1 Ciudad Autónoma de Buenos Aires 2009 Neurocisticercosis en pediatría Jorge Malagón Valdez Clínica para la Atención del Neurodesarrollo, Aguascalientes, México

×