Colección Comunidades Autónomas


 La economía de Andalucía:
  d i ag n ó st i c o e st r at é g i c o




           S E ...
Colección Comunidades Autónomas


 La economía de Andalucía:
  d i ag n ó st i c o e st r at é g i c o




           S E ...
"la Caixa"

Servicio de Estudios



Colección Comunidades Autónomas

Dirección técnica
José A. Herce
Consultores de Admini...
Contenido
Presentación ......................................................................................................
3.5. Sostenibilidad ambiental ...............................................................................................
Presentación

El avance en términos de empleo y renta experimentado por la economía andaluza en
el último decenio ha sido ...
6   Colección Comunidades Autónomas
El menor nivel de renta per cápita, equivalente a
1. Introducción                                       un 78,2% de la ren...
Un elemento fundamental para gestionar y cata-          de transporte destacan los importantes esfuer-
    lizar este camb...
Estos sectores deben ser capaces de coger el tes-
tigo dejado por el sector de la construcción, y
colocar a la región en u...
10   Colección Comunidades Autónomas
tantes comunidades autónomas. Mal se com-
2. Los procesos                                                   prenderán much...
La población andaluza actual es producto de                      La interacción de varios factores socioeconómi-
     comp...
en una reactivación del crecimiento de la pobla-                               tantes cada año. El motor de crecimiento po...
do tres periodos. Entre 1960-1981, el éxodo rural     aunque ahora por primera vez no logra superar
     y consiguiente em...
Dinámica natural de Andalucía vs. España (1986-2006)
Tasa de crecimiento vegetativo anual por mil habitantes

            ...
Pirámide demográfica de Andalucía vs. España (2007)

        85 y más
         80-84
         75-79
         70-74
       ...
Indicadores demográficos (2007)
                   Dependencia          Envejecimiento       Adultos       Reemplazo      ...
Andaluces residentes fuera de la comunidad clasificados por provincia
     de nacimiento (2006)




                      ...
Saldos migratorios de Andalucía (1997-2006)
Variación absoluta

                                                          ...
no de la inmigración tiene un impacto territorial          La motivación principal de estos extranjeros
     muy desigual....
países latinoamericanos, el 22,9% de los extran-      En ninguna otra región española la jerarquía
jeros, pero esta propor...
La gran extensión territorial y amplia población                                                                          ...
puede apreciarse en el gráfico adjunto. A esta                 te más discreto. Por último, en esta lista sólo
lista hay q...
creación de polígonos industriales marcan las                         El resto de niveles de poblamiento, al situarse por
...
Intervalos de poblamiento municipal en Andalucía (2007)

 100%                                                            ...
socioeconómico, frente al declive de periodos                      grupo de grandes ciudades andaluzas de entre
     anter...
Jerarquía urbana de Andalucía: áreas metropolitanas




                                                                  ...
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf
Nächste SlideShare
Wird geladen in ...5
×

'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf

2,519

Published on

'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf'

0 Kommentare
0 Gefällt mir
Statistiken
Notizen
  • Hinterlassen Sie den ersten Kommentar

  • Be the first to like this

Keine Downloads
Views
Gesamtviews
2,519
Bei Slideshare
0
Aus Einbettungen
0
Anzahl an Einbettungen
0
Aktionen
Geteilt
0
Downloads
97
Kommentare
0
Gefällt mir
0
Einbettungen 0
No embeds

No notes for slide

'La economía de Andalucía, diagnóstico estratégico LA CAIXA 2009.pdf

  1. 1. Colección Comunidades Autónomas La economía de Andalucía: d i ag n ó st i c o e st r at é g i c o S E R V I C I O D E E S T U D I O S
  2. 2. Colección Comunidades Autónomas La economía de Andalucía: d i ag n ó st i c o e st r at é g i c o S E R V I C I O D E E S T U D I O S
  3. 3. "la Caixa" Servicio de Estudios Colección Comunidades Autónomas Dirección técnica José A. Herce Consultores de Administraciones Públicas Grupo Analistas Analistas Pedro Arévalo (Coordinador) Pablo Alonso Leslie Bravo Casilda Cabrerizo Ignacio Rodríguez Coordinación de la edición Servicio de Estudios de "la Caixa" Av. Diagonal, 629, torre I, planta 6 08028 BARCELONA Tel. 93 404 76 82 Fax 93 404 68 92 www.laCaixa.es/estudios correo-e: publicacionesestudios@lacaixa.es D.L.B.: 32.753-2007 La responsabilidad de las opiniones emitidas en los documen- tos de esta colección corresponde exclusivamente a sus auto- res. La CAJA DE AHORROS Y PENSIONES DE BARCELONA no se identifica necesariamente con sus opiniones. © Caja de Ahorros y Pensiones de Barcelona - ”la Caixa”, 2008 Colección Comunidades Autónomas
  4. 4. Contenido Presentación ............................................................................................................................................... 5 1. Introducción ........................................................................................................................................ 7 2. Los procesos demográficos, espaciales, económicos e institucionales ................ 11 2.1. Población, poblamiento y dinámica demográfica ........................................................ 11 2.1.1. Evolución de la población .......................................................................................... 11 2.1.2. Variables demográficas .............................................................................................. 14 2.1.3. Procesos migratorios y población extranjera ..................................................... 16 2.2. Procesos espaciales .................................................................................................................... 21 2.2.1. Sistema urbano-territorial andaluz: transformaciones recientes................ 21 2.2.2. Los transportes como factor estratégico ................................................................ 28 2.3. Procesos económicos ................................................................................................................. 38 2.3.1. Evolución del PIB ........................................................................................................... 38 2.3.2. Evolución del empleo ................................................................................................... 40 2.3.3. Sector exterior ................................................................................................................ 42 2.3.4. Inflación ............................................................................................................................ 44 2.4. Procesos de actores y normativos ........................................................................................ 45 2.4.1. Colaboración entre el sector público y el sector privado ............................... 45 2.4.2. Colaboración entre las distintas administraciones públicas ........................ 47 2.4.3. Planificación territorial estratégica: autonómica y provincial .................... 49 3. Sectores y áreas sensibles ............................................................................................................. 53 3.1. Crecimiento y cohesión ............................................................................................................ 53 3.1.1. Productividad y empleo .............................................................................................. 54 3.1.2. Contribución de la productividad sectorial ......................................................... 56 3.1.3. Contribución de los recursos humanos ................................................................ 59 3.2. Empresas y emprendedores ................................................................................................... 60 3.2.1. Composición de la estructura empresarial ......................................................... 61 3.2.2. Dinámica empresarial y capacidad para emprender en Andalucía .......... 67 3.2.3. Promoción al emprendimiento en Andalucía .................................................... 69 3.3. Clústers y nichos de excelencia ............................................................................................ 71 3.3.1. El clúster turístico andaluz ........................................................................................ 71 3.3.2. El clúster agroalimentario ........................................................................................... 73 3.3.3. La energía solar, una opción de progreso dentro de las energías renovables ........................................................................................................................... 74 3.3.4. El Parque Tecnológico de Andalucía en Málaga ................................................. 76 3.3.5. Otras actividades susceptibles de clusterización ................................................ 77 3.4. Sociedad del conocimiento ..................................................................................................... 78 3.4.1. El esfuerzo en I+D e innovación en Andalucía ................................................... 78 3.4.2. El sistema andaluz de innovación .......................................................................... 82 3.4.3. Las TIC en Andalucía .................................................................................................... 85 L a economía de Andalucía: diagnóstico estratégico 3
  5. 5. 3.5. Sostenibilidad ambiental ........................................................................................................ 87 3.5.1. Indicadores de sostenibilidad ambiental ............................................................. 87 3.5.2. Procesos y acciones hacia la sostenibilidad ........................................................ 98 4. Balance estratégico y líneas de acción .................................................................................. 103 4.1. Balance de Debilidades, Amenazas, Fortalezas y Oportunidades .......................... 103 4.2. Estrategias DAFO y líneas de acción ................................................................................... 112 5. Conclusión: Escenarios .................................................................................................................. 119 4 Colección Comunidades Autónomas
  6. 6. Presentación El avance en términos de empleo y renta experimentado por la economía andaluza en el último decenio ha sido muy notable. La estructura económica, sin embargo, ha con- tinuado estando muy ligada a sectores tradicionales, como la construcción y el turismo, y ello la hace especialmente sensible al cambio de ciclo económico. La actual coyuntura, en la que el conjunto de las economías avanzadas se enfrenta a una recesión sincronizada, representa, pues, un reto importante para los agentes económicos y sociales. Vivimos tiempos que exigen muy especialmente aunar esfuer- zos para preservar los avances de los últimos años y reforzar los cimientos que deben impulsar la recuperación económica. En este contexto, el análisis estratégico de la economía andaluza que se presenta en este volumen sintetiza el balance de debilidades, amenazas, fortalezas y oportunidades a los que se enfrenta la comunidad. El estudio abarca, además de aspectos estricta- mente económicos, dimensiones demográficas, medioambientales e institucionales. Entre otras cuestiones, este informe se hace eco de numerosos ejemplos de éxito empresarial surgidos en Andalucía en los últimos años y que ofrecen una valiosa refe- rencia del camino a seguir. Se trata de casos que han sabido aprovechar la inversión en capital humano de las generaciones más jóvenes, el fuerte esfuerzo inversor en infraestructuras tecnológicas y de transporte, y las oportunidades que surgen con el avance del fenómeno de la globalización y la extensión de la sociedad del conocimiento. El Servicio de Estudios de “la Caixa” ha contado para la elaboración de este estudio con la colaboración de Consultores de Administraciones Públicas (CAP), del Grupo Analistas. José A. Herce, socio y director de economía del Grupo Analistas, ha sido el director téc- nico del proyecto, al frente de un equipo de consultores expertos en distintas parcelas del análisis económico territorial. Confío que este trabajo constituirá un ingrediente valioso para el debate sobre la dirección estratégica de la economía andaluza. ISIDRO FAINÉ Presidente de "la Caixa" L a economía de Andalucía: diagnóstico estratégico 5
  7. 7. 6 Colección Comunidades Autónomas
  8. 8. El menor nivel de renta per cápita, equivalente a 1. Introducción un 78,2% de la renta per cápita media española, se explica por la menor productividad del traba- Andalucía es una gran economía territorial cuyos jo y un mercado de trabajo relativamente inefi- indicadores socioeconómicos generales presen- ciente, con una de las tasas de paro más elevadas tan una rápida convergencia hacia los estándares en España, y una tasa de actividad baja. El retra- del conjunto de España y, por lo tanto, comunita- so relativo de la región se impregna en la gran rios. Las comparativas al uso, en las que la región mayoría de las facetas y dimensiones de la es- suele salir por debajo de la media española en tructura económica regional, dejando una tasas de empleo, productividad o renta por habi- estructura económica muy sensible al ciclo eco- tante, no deben impedir ver que el tamaño de su nómico, y con problemas que van más allá de lo economía, sus muy diferentes dinámicas espa- económico para afectar también a la dimensión ciales, la gran diversidad de sus sectores produc- social y medioambiental. tivos, la presencia relevante de casos de éxito empresarial de marcada proyección exterior o la En el contexto de fuerte desaceleración de las intensidad de las interacciones que se dan entre economías de los países más desarrollados, como sus principales agentes institucionales son otros consecuencia de las crisis económica y financie- tantos rasgos característicos sobre los que la ra, y de progresiva extensión de los fenómenos de región ha venido basando su reciente progreso y, la globalización y la sociedad del conocimiento, a la vez, ha construido las bases de su futuro eco- es imprescindible dotarse de las herramientas de nómico. Ello no quiere decir que no falten esfuer- planificación básicas para la superación de las zos por hacer y, desde un punto de vista estraté- debilidades y amenazas regionales, con el objeti- gico, opciones relevantes que dilucidar. vo de transformarlas en fortalezas y oportunida- des en el medio y largo plazo. En este sentido, Andalucía es la comunidad autónoma española conviene ser conscientes de las posibilidades con de mayor tamaño, con un 17,3% de la superficie y que cuenta la región para transformar su mode- un 17,8% de la población en el año 2007. Este ele- lo productivo y social, de forma que se pueda mento condiciona cualquier análisis que se pre- situar en una nueva senda de desarrollo econó- tenda hacer sobre sus capacidades de progreso mico no ligada tanto a la actividad de sectores económico y social. La diversidad de casuísticas, más tradicionales como el de la construcción y el con sus problemas y soluciones, enriquecen el turístico, sino en sectores dinámicos, con más diagnóstico estratégico en que consiste este recorrido potencial futuro. informe, dándole si cabe mayor relevancia. La abundancia de recursos de la región jugará a A lo largo del trabajo realizado contemplaremos favor de esta reconversión del patrón de desarro- una región que parte de una posición rezagada llo, si bien estos recursos deben ser puestos en en numerosos rasgos de su estructura económi- valor. La población debe ser formada adecuada- ca y social, pero que en los últimos años se está mente, los recursos turísticos explotados en su mostrando muy dinámica en todos los aspectos, justa medida, o el mercado interior unificado intentado reducir su posición de desventaja con mediante las inversiones previstas. Ahora es el los referentes nacionales y europeos gracias al momento, conforme la piedra angular del de- boom económico de la última década. En los últi- sarrollo está cambiando y, cada vez más, los mos tres años, por ejemplo, la renta por habitan- recursos tangibles están perdiendo su importan- te de Andalucía ha superado el 75% del promedio cia relativa para dar paso a los recursos intangi- de la UE, una aspiración histórica de la región. No bles como principal factor motor, faceta ésta en obstante, los cambios estructurales aún pendien- la que la región aún se encuentra muy alejada de tes no se podrán resolver en el corto plazo sino los estándares aconsejables. que necesitan de reformas de calado y un tiempo prudencial de maduración. L a economía de Andalucía: diagnóstico estratégico 7
  9. 9. Un elemento fundamental para gestionar y cata- de transporte destacan los importantes esfuer- lizar este cambio es el diálogo social. Todos los zos que se han venido desarrollando en los últi- agentes económicos y sociales subrayan la soli- mos años, que tendrán su continuidad también dez y fortaleza de la cultura del diálogo social en en el futuro, para la modernización y mejora de la la región como una de sus principales fortalezas red de infraestructura de transporte y co- y oportunidades. Hay que apostar por este activo municaciones. Se pretende que la región se como generador de un resultado final consen- encuentre en materia de infraestructuras a la suado, procurando evitar que éste pudiera en altura de cualquier otra comunidad autónoma alguna ocasión limitar los cambios necesarios a española. En tercer lugar, en este capítulo se es- acometer. tudian los procesos económicos en la región en los últimos años, analizando la evolución de los El presente informe surge así con el objetivo de principales indicadores macroeconómicos, como proporcionar una visión global de la situación el PIB, la inflación, el sector exterior o el mercado actual de la región, con las vistas puestas no de trabajo. Por último, se analizan los procesos tanto en realizar una mera comparación regional, normativos, con un examen de los actores impli- del estilo de los diagnósticos económicos al uso, cados, y sus interrelaciones, en el desarrollo eco- sino en la generación de una posible visión de la nómico y social de la región. región en el largo plazo, con estrategias a seguir y errores a evitar. Un ejercicio de búsqueda de A lo largo del Capítulo 3 se analizan más en deta- aquellas cosas que se vienen haciendo bien para lle una serie de sectores y áreas sensibles de la a partir de ellas sentar las bases de un futuro economía andaluza, claves para el desarrollo eco- mejor. nómico, social y ambiental de la región en los próximos años. En primer lugar se da una visión En el Capítulo 2 del informe se analizan detalla- general de la posición en términos económicos damente cuatro de los temas más importantes de la región con respecto a España y Europa. En para el desarrollo futuro de la región, al contribuir particular, se profundiza en las señales identifica- en gran medida a sus principales fortalezas. Por tivas del retraso en renta per cápita, con la vista un lado se hace mención a los procesos demo- puesta no tanto en una comparación regional de gráficos, tanto desde un punto de vista estructu- resultados sino en una visión positiva de sobre ral como coyuntural, marcados siempre en An- qué variables es necesario actuar para conseguir dalucía por la gran movilidad. El protagonismo el progreso de Andalucía y sus provincias. En este demográfico en la región se refleja en un peso en sentido, sobresale la necesidad de solucionar los el año 2007 del 17,8% del total de población en problemas en el mercado de trabajo, principal España, si bien debe dejarse patente los desequi- elemento explicativo del gap de retraso de la librios territoriales existentes, con un fuerte región frente a otras economías de referencia. En aumento de la población en las áreas del litoral y segundo lugar, se abordan la estructura empre- metropolitanas en detrimento de las comarcas sarial y la capacidad para emprender en la región, del interior. También se analizan los efectos de la de nuevo apuntando el requisito de diseñar emigración y la inmigración, fenómenos espe- estrategias que faciliten la dinamización de cialmente relevantes en la evolución de la demo- ambas variables, con el fin de reducir diferencias. grafía andaluza en las últimas décadas. Adicio- También se estudian los sectores con más pro- nalmente, se estudian los sistemas espaciales yección, que pueden estar desarrollando fenóme- dentro de la región, analizando en detalle el sis- nos internos de clusterización dentro de la re- tema urbano-territorial y el sistema de transpor- gión. En particular, se hace un estudio más te. Andalucía presenta una casuística particular detallado del clúster turístico, el sector de la en ambos casos, lo que lleva a que el sistema energía solar, el Parque Tecnológico de Andalucía urbano sea uno de sus principales recursos, debi- en Málaga, verdadero catalizador de la coopera- do tanto al rango de los núcleos que lo compo- ción empresarial y otros sectores como el de pro- nen como a su distribución territorial. En materia ductos alimentarios elaborados o el aeronáutico. 8 Colección Comunidades Autónomas
  10. 10. Estos sectores deben ser capaces de coger el tes- tigo dejado por el sector de la construcción, y colocar a la región en una nueva senda de des- arrollo económico. En este último sentido, una de las secciones del capítulo se dedica expresamen- te a desgajar el estado del sector de la innova- ción, estudiando los recursos dedicados, los resul- tados obtenidos y el sistema de innovación. Cabe destacar en este apartado el papel determinante que, a juicio de todos los interlocutores consulta- dos, desempeña la Corporación Tecnológica de Andalucía, original innovación institucional en sí misma, y la palanca formidable para el futuro inmediato que constituye el Fondo Tecnológico, del que Andalucía será su principal beneficiaria. En un sector tan importante para el futuro como el innovador, la situación de la región requiere medidas urgentes. Por último, se realiza un breve esbozo de la sostenibilidad ambiental en la región, analizando sus principales indicadores, y los procesos y acciones más relevantes hacia la sostenibilidad surgidas desde la iniciativa públi- ca y privada. El Capítulo 4 se centra en resumir y reinterpretar las conclusiones obtenidas en los capítulos ante- riores bajo el prisma de una matriz de debili- dades, amenazas, fortalezas y oportunidades (DAFO), con la vista puesta en la proposición de líneas estratégicas de acción. No se trata sólo de elaborar una mera lista de elementos DAFO, sino de extraer de la matriz una visión articulada de las vías de actuación posible para el progreso de la región. Para ello, se desglosan las diferentes orientaciones estratégicas en cuatro grupos, según las interrelaciones debilidades/fortalezas y amenazas/oportunidades que estén presentes. Por un lado, las estrategias defensivas buscan tomar una posición defensiva frente a las ame- nazas que se ciernen sobre la región cuando coe- xisten las debilidades. Las estrategias proactivas buscan aprovechar las oportunidades existentes para superar las debilidades de la región. Las estrategias reactivas utilizan las fortalezas tangi- bles e intangibles de la región para enfrentarse a las amenazas. Por último, las estrategias ofensi- vas utilizan las fortalezas existentes para aprove- char las oportunidades. L a economía de Andalucía: diagnóstico estratégico 9
  11. 11. 10 Colección Comunidades Autónomas
  12. 12. tantes comunidades autónomas. Mal se com- 2. Los procesos prenderán muchos de los acontecimientos socio- demográficos, económicos andaluces recientes, ni se atisbarán correctamente los horizontes estratégicos inme- espaciales, diatamente futuros, sin una comprensión cabal económicos e de los fenómenos demográficos que se han vivi- do en la región. Esta sección inicia pues el análi- institucionales sis de la población andaluza enfatizando su for- midable dinámica reciente. 2.1. Población, poblamiento y dinámica demográfica 2.1.1. Evolución de la población Si el dinamismo poblacional español en la última En el año 2007 Andalucía sobrepasó los ocho década ha sido espectacular, en Andalucía ha ido millones de habitantes1, que representan el 17,8% incluso más allá, claramente impulsado por la del total de la población española, lo cual la con- inmigración y determinando en buena medida vierte en la comunidad autónoma más poblada. las tipologías, eventos y percepciones que se han Este protagonismo demográfico también se com- instalado en el imaginario colectivo español y prueba a escala europea, donde Andalucía supera repetido con mayor o menor fidelidad en las res- la población de doce países de la UE-272. Evolución de la población de Andalucía (1950-2007) 1,50% 120 109 1,26 Variación media anual en miles hab. 1,25% 100 1,00% 0,93 80 Variación media anual % 60 0,75% 0,72 60 0,57 0,51 0,50% 40 43 29 36 0,25% 20 0,13 8 0,00% 0 1950/60 1960/70 1970/81 1981/91 1991/2000 2000/07 Fuente: Censo de Población y Padrón Municipal, INE 1 En el Padrón Municipal de 2007 se contabilizaron 8.059.461 residentes en Andalucía. 2 Concretamente, Bulgaria, Dinamarca, Eslovaquia, Finlandia, Irlanda, Lituania, Letonia, Eslovenia, Estonia, Chipre, Luxemburgo y Malta. L a economía de Andalucía: diagnóstico estratégico 11
  13. 13. La población andaluza actual es producto de La interacción de varios factores socioeconómi- complejos procesos históricos sucedidos en los cos y políticos explica que, en los ochenta, Anda- últimos cincuenta años que, en la mayoría de los lucía supere el estancamiento demográfico de casos, han tenido siempre un denominador los sesenta y pueda emprender una nueva fase común: la movilidad de la población. El primer de expansión demográfica. En el periodo 1981- periodo considerado se inicia en los años cin- 1991 se asiste al cese definitivo de la emigración cuenta con el intenso éxodo rural y la paralela al exterior y la aceleración de los procesos de emigración masiva de andaluces hacia las prin- retorno desde Europa y el resto de España. En cipales áreas metropolitanas del país (Cataluña estos años se crean las bases del actual desarro- y Madrid) y el exterior europeo. Esta emigración llo, esto es: la creación de la comunidad autóno- de población joven ralentizó los ritmos de creci- ma andaluza y el proceso de descentralización miento, 0,5% anual en la década de los cincuen- asociado, el fuerte impulso inversor de los fon- ta y tan sólo un 0,13% en la de los sesenta. En los dos estructurales europeos recibidos como con- setenta la crisis de las áreas urbanas-industria- secuencia de ser región del Objetivo Nº 1, el les receptoras (en Europa a partir de la crisis arranque de una ambiciosa política de infraes- energética de 1973 y en España desde 1975), tructuras y los primeros avances hacia una eco- junto al desarrollo endógeno de las áreas del nomía más diversificada y moderna. Lógicamen- litoral turístico y algunos enclaves industriales, te, el carácter joven de la estructura demográfica propiciaron una aceleración de la tasa de creci- de aquellos años junto al mantenimiento de miento de la población hasta el 0,72% anual inercias natalistas, en franco declive ya en el medio en ese periodo. resto de España, influyeron muy positivamente Evolución de la población de Andalucía vs. España (1960-2007) % Variación media anual del periodo España Andalucía 1,5% 1,0% 0,5% 0,0% 1950/60 1960/70 1970/81 1981/91 1991/2001 2001/07 Fuente: Censo de Población y Padrón Municipal, INE 12 Colección Comunidades Autónomas
  14. 14. en una reactivación del crecimiento de la pobla- tantes cada año. El motor de crecimiento por pri- ción (0,93% de media anual), sensiblemente por mera vez no se encuentra en las aportaciones encima de la media española. endógenas, sino en la fuerte atracción de pobla- ción extranjera. Andalucía pasa de ser una En los años noventa el crecimiento demográfico región de expulsión a convertirse en un “nuevo se ralentiza hasta el 0,57% anual. Los cambios el dorado” para muchos extranjeros. El boom sociológicos de la población andaluza (emanci- inmigratorio es propiciado por, y facilita a su vez, pación de la mujer y drástica reducción de la una fuerte expansión económica y la especiali- natalidad, entre otros) y los años de recesión zación en sectores muy intensivos en mano de económica en 1992/1993 mermaron la capaci- obra (construcción, hostelería, agricultura de dad de crecimiento endógeno de la región. Así, regadío, etc.). los ritmos de crecimiento poblacional tienden a converger con la media española. Sin embargo, los ritmos de crecimiento son muy contrastados en una comunidad tan extensa y El siglo XXI arranca con un espectacular creci- con tan acusados desequilibrios territoriales. En miento, del 1,26% de media anual, lo que supone el siguiente mapa se ha analizado la evolución que la región gana una media de 109.000 habi- de la población a escala provincial, distinguien- Evolución de la población de las provincias andaluzas % Variación media anual del periodo e incremento absoluto 1960-2007 0,4% 1960 / 1981 0,6% 0,0% 1981 / 2001 0,3% 2001 / 2007 Córdoba 2,9% -11.974 Jaén 1,1% -83.769 -0,7% - 0,5% 0,9% 0,9% 0,8% 0,5% 1,5% 1,1% 0,2% 2,5% Sevilla 0,4% +594.648 0,5% Granada Huelva +105.584 1,4% 1,2% +92.544 -0,1% 1,2% 1,0% Málaga Almería 0,6% +732.392 +276.157 1,2% Cádiz +393.770 0,7% 0,4% Andalucía +2.035.625 Fuente: Elaboración propia a partir de datos del INE L a economía de Andalucía: diagnóstico estratégico 13
  15. 15. do tres periodos. Entre 1960-1981, el éxodo rural aunque ahora por primera vez no logra superar y consiguiente emigración afectó muy negati- la media autonómica. De nuevo, el mayor dina- vamente a las áreas rurales de las provincias de mismo se concentra en las áreas costeras. Los interior, registrando éstas unas pérdidas medias crecimientos son espectaculares en Almería y anuales de -0,7% en Jaén y -0,5% en Córdoba; en Málaga, 2,9% y 2,5% de media anual respectiva- el conjunto del periodo estas dos provincias mente, como consecuencia de la intensa expan- perdieron 107 y 82 mil habitantes, respectiva- sión económica, junto con la fuerte atracción de mente. El estrago de la crisis de las áreas rurales población extranjera. La evolución es próxima a también se dejó notar en las comarcas de inte- la media en las otras provincias con litoral, Huel- rior de Granada (-0,15%) o los discretos creci- va, Cádiz y Granada, pero puede presagiar un mientos de Huelva (0,2%) y Almería (0,5%). Esta mayor protagonismo a corto plazo, especialmen- situación contrasta con el dinamismo de las te en las áreas de difusión de las actividades áreas turísticas y más urbanizadas de la provin- turísticas e inmobiliarias. cia de Málaga, con un crecimiento medio anual del 1,4%, lo que representa 244 mil habitantes Este desarrollo demográfico, en suma, ha revela- para todo el periodo. En términos relativos, do la capacidad de la región para revertir ciclos Cádiz fue la segunda provincia que más creció, demográficos adversos y potenciar un creci- 1% de media anual; dicho crecimiento se con- miento endógeno más o menos convencional. centra en las áreas urbano-industriales de Por otra parte, advierte sobre la necesidad de Bahía de Cádiz y Campo de Gibraltar. Sevilla avanzar en la integración y capacitación de una igualmente registró un crecimiento relativo por amplia población recién llegada que siga sus- encima de la media regional, 0,9%, y en térmi- tentando el crecimiento económico de la región nos absolutos casi igualó la cifra de Málaga, 234 en el seno de una estructura productiva más mil habitantes. avanzada. En el segundo periodo considerado, entre 1981 y 2.1.2. Variables demográficas 2001, la recuperación y desarrollo demográficos es una pauta común. Lo más positivo es que se El dinamismo natural de la población andaluza invierte la tendencia regresiva de las provincias o, lo que es lo mismo, el saldo entre nacimientos de Granada, Córdoba y Jaén, aunque esta última y defunciones, es netamente superior al de la tenga un crecimiento prácticamente nulo. El media española. Esta circunstancia se comprue- ascenso más notable se produce en Almería, que ba en los datos del último año disponible: en con un 1,5% de media anual lidera el conjunto 2006 Andalucía presenta la tasa de mortalidad regional, gracias al empuje económico de la agri- más reducida (7,9 por mil habitantes, frente a cultura de regadío y el turismo. Entre las provin- 8,13 por mil en España), derivado de una pobla- cias que más crecían en el periodo anterior, ción menos envejecida, y, sobre todo, una tasa de Málaga y Sevilla retroceden ligeramente, 1,2% y natalidad más elevada (12,2 por mil, frente a 10,9 0,8%, respectivamente, mientras que Cádiz pier- por mil). Este mayor dinamismo ha sido una de dinamismo, 0,6%. constante histórica, producto de una sociedad más natalista. No obstante, si atendemos a la El presente siglo XXI confirma gran parte de las evolución de la dinámica natural, como se mues- tendencias observadas en los años noventa. La tra en el siguiente gráfico, Andalucía muestra un recuperación de las provincias del interior, Cór- ritmo casi parejo a la media española. Entre 1985 doba y Jaén, es un hecho, aunque sus ritmos de y 1998, la transición demográfica significó para crecimiento siguen estando alejados de la Andalucía una brusca caída de la natalidad, de media regional. La provincia de Sevilla muestra 14,6 a 9,2 por mil habitantes, y un paulatino un crecimiento similar a los anteriores periodos, incremento de la mortalidad por el mayor enve- 14 Colección Comunidades Autónomas
  16. 16. Dinámica natural de Andalucía vs. España (1986-2006) Tasa de crecimiento vegetativo anual por mil habitantes España Andalucía 7 6 5 4 3 2 1 0 1985 1988 1991 1994 1997 2000 2003 2006 Fuente: INE jecimiento de la población, de 7,8 a 8,5 por mil. más evidente es el mayor peso de las generacio- Desde finales del siglo XX se inicia una fase de nes jóvenes andaluzas de 0 a 24 años. En las recuperación de la natalidad motivada por la generaciones entre 25 y 54 años, que represen- contribución creciente de la población inmigran- tan el grueso de la población en edad de traba- te. En los últimos años también se aprecia una jar, las diferencias son mínimas entre ambas convergencia con el conjunto de España, y, por estructuras. Finalmente, a partir de los 55 años la ello, el diferencial de crecimiento natural a favor proporción de las generaciones andaluzas es de Andalucía es menos pronunciado (de 3,04 menor, lo que evidencia una estructura menos puntos en 1985 a 1,71 puntos en 2006). envejecida. La estructura por edades y sexos de la población andaluza dibuja una pirámide regresiva caracte- rística de las sociedades modernas, derivada del estrechamiento de las generaciones jóvenes e incremento de las generaciones mayores. Pero al realizar un análisis comparado con la media española, véase siguiente gráfico, la estructura andaluza muestra ciertas particularidades. La L a economía de Andalucía: diagnóstico estratégico 15
  17. 17. Pirámide demográfica de Andalucía vs. España (2007) 85 y más 80-84 75-79 70-74 65-69 60-64 55-59 50-54 45-49 40-44 35-39 30-34 25-29 20-24 15-19 10-14 5-9 0-4 5% 4% 3% 2% 1% 1% 2% 3% 4% 5% 0% Fuente: % Varones Andalucía % Mujeres Andalucía Avance del Padrón Municipal de 2007, INE % Varones España % Mujeres España En la siguiente tabla se recogen varios indicado- 2.1.3. Procesos migratorios y res clave para conocer la situación actual y pers- población extranjera pectivas de futuro de la estructura demográfica andaluza. Además de la comparativa con Espa- Históricamente, Andalucía ha sido una tierra de ña, contiene un análisis provincial. La menor emigrantes. Esta tradición se remonta a las tasa de dependencia y envejecimiento, junto a corrientes emigratorias hacia América, especial- un mayor reemplazo y maternidad, posicionan mente significativas en las provincias andaluzas con ventaja a Andalucía. Por el contrario, la del arco atlántico, y que alcanzaron su máximo región presenta una ligera desventaja en la pro- apogeo entre finales del siglo XIX y principios del porción de población entre 25 y 39 años y el índi- XX. Pero, sin lugar a dudas, los dos acontecimien- ce de tendencia. A escala provincial se identifi- tos de mayor calado demográfico se produjeron can contrastes muy marcados. Almería y Cádiz en la segunda mitad del siglo XX: el éxodo rural presentan las estructuras demográficas más y la emigración exterior. La modernización de la jóvenes y dinámicas. Por el contrario, en las pro- agricultura y las penurias socioeconómicas del vincias de Jaén, Córdoba y Granada la desventa- campo andaluz de los años cincuenta y sesenta ja es apreciable, tanto con respecto a la media propiciaron la emigración masiva de jóvenes autonómica como la nacional. Así por ejemplo, la rurales. Las principales ciudades de la región y tasa de envejecimiento de Jaén es 3,2 puntos por las áreas turísticas del litoral se beneficiaron de encima de la media regional y 1,2 respecto a la estos flujos, pero sólo pudieron absorber una media española. El resto de provincias, Huelva, parte. Otros muchos andaluces tuvieron que Málaga y Sevilla, muestran una estructura próxi- encontrar su futuro fuera. En los años sesenta el ma a la media andaluza. crecimiento económico de los países de Europa 16 Colección Comunidades Autónomas
  18. 18. Indicadores demográficos (2007) Dependencia Envejecimiento Adultos Reemplazo Maternidad Tendencia jóvenes España 44,9% 16,7% 25,6% 137,1% 19,4% 105,8% Andalucía 44,6% 14,6% 25,3% 156,4% 20,5% 102,4% Almería 41,5% 12,7% 27,7% 190,4% 21,5% 103,4% Cádiz 41,9% 12,8% 25,8% 159,3% 21,2% 105,7% Córdoba 49,3% 17,2% 23,1% 149,3% 20,0% 98,8% Granada 46,0% 16,2% 24,5% 157,2% 18,2% 96,1% Huelva 43,7% 14,7% 26,2% 161,6% 19,6% 101,4% Jaén 52,2% 17,9% 22,5% 157,9% 19,9% 93,5% Málaga 43,3% 14,2% 25,7% 143,7% 20,7% 105,1% Sevilla 43,7% 13,8% 26,1% 155,6% 21,3% 105,4% Dependencia: Población de 0-15 años y 65 y más años entre 16-64 años Envejecimiento: Población de 65 y más años entre el total Adultos jóvenes: Población de 25-39 años sobre el total Reemplazo: Población de 20-29 años entre 55-64 años Maternidad: Niños de 0-4 años entre mujeres de 15-49 años Tendencia: Niños de 0-4 años entre niños de 5-9 años Fuente: Padrón Municipal 2007, INE occidental generó una intensa emigración labo- munidad autónoma (véase gráfico del siguiente ral de españoles, con un notable protagonismo mapa). Cataluña, con más de 700 mil, seguida de de los andaluces. La alternativa internacional se Madrid y Comunidad Valenciana concentran el truncó drásticamente a partir de la crisis de 1973: 76,5% de estos emigrantes andaluces. No obs- los países europeos adoptaron políticas de inmi- tante, el significado de este colectivo está decre- gración restrictivas y la mayoría de los emigran- ciendo de forma imparable, por el retorno o la tes optaron por regresar. Gran parte de estos desaparición de las generaciones que emigra- retornados no volvieron a Andalucía, sino que ron. En los últimos años los promedios de retor- prefirieron instalarse en otras comunidades. En no3 ascienden a más de cuatro mil habitantes la actualidad tan sólo se contabilizan 135 mil anuales. andaluces residiendo en el extranjero, de los cuales más de la mitad se encuentran en tres El proceso emigratorio fue muy desigual en el países, Francia, Alemania y Argentina. territorio. Las diferencias provinciales se dedu- cen fácilmente al comprobar el volumen y peso Respecto a los flujos migratorios con otras co- relativo que alcanzan los andaluces residentes munidades, las áreas urbano-industriales de en otras comunidades (véase el mapa que Cataluña y Madrid y en segunda instancia las sigue). Los jienenses, cordobeses y granadinos zonas turísticas de Valencia y Baleares acapara- fueron los más propensos a emigrar, que en con- ron el grueso de la emigración andaluza. En la junto concentran casi el 60% de todos los efecti- actualidad se contabilizaban casi 1,6 millones de vos. El caso de Jaén es especialmente extremo, ya andaluces de nacimiento que residen en otra co- que se contabilizan más de 350 mil habitantes 3 Entre las diferentes iniciativas a favor del retorno emprendidas por el Gobierno andaluz destaca la Ley Reguladora del Estatuto de los Andaluces en el Mundo, de marzo de 2006. Esta ley proporciona a los emigrantes andaluces en el exterior, tanto en otro país como en otra comunidad autónoma, ventajas y derechos muy útiles si deciden volver. L a economía de Andalucía: diagnóstico estratégico 17
  19. 19. Andaluces residentes fuera de la comunidad clasificados por provincia de nacimiento (2006) 70 37 353.3 285.3 36,2% 53,3% 12,0% 5 Jaén 58.95 Córdoba 13 212.6 11,6% Huelva 79 50 273.4 126.7 31,2% 19,9% Sevilla 99 Granada Almería 141.3 9,5% CCAA de residencia 90 Otras CCAA: 134.9 11,3% 284.378 17,9% Balears: Málaga Nº andaluces fuera de la comunidad 88.591 Cataluña: por provincias 5,6% 718.276 Cádiz Com. Valenciana: 45,3% Población residente en la provincia 220.508 13,9% % andaluces fuera de la región Madrid: respecto a la población de la provincia 275.140 17,3% Fuente: Elaboración propia a partir de datos del INE residiendo en otra comunidad, cifra que repre- poco cuantiosa, pero suficiente para compensar senta más del 50% de su población actual. En las pérdidas del saldo migratorio con el resto de Córdoba y Granada, este colectivo también es España. El despegue o boom inmigratorio se pro- muy representativo, en torno a un tercio de su duce a partir de 1999, alcanzando su punto álgi- población. No cabe duda que los factores que do entre el 2004 y 2006, momento en el cual las propiciaron la salida (reconversión agraria, ganancias del saldo migratorio exterior superan medio rural superpoblado para los recursos dis- los 80 mil habitantes anuales. Otro hecho desta- ponibles y escasa diversificación económica, cable es que desde 2001 el balance migratorio etc.) fueron más acusados en estas provincias con el resto de España deja de ser negativo, aun- que en el resto de la comunidad. que es preciso apuntar que gran parte de estas ganancias son producto del retorno de los emi- Como se ha mencionado más arriba, Andalucía grantes andaluces en edad de jubilación, y que en muy poco tiempo se ha convertido en una sigue existiendo una emigración selectiva de región de inmigrantes. En el siguiente gráfico se jóvenes andaluces. aprecia claramente esta rápida evolución. Desde la segunda mitad de los años noventa, el saldo Andalucía depende cada vez más de las aporta- migratorio con el exterior se convierte en el ciones de la población extranjera. Entre 1999 y fenómeno demográfico más destacado. Al prin- 2007 la población se incrementó en 754 mil cipio, la entrada de inmigrantes extranjeros fue habitantes, de los cuales el 56% se debió a inmi- 18 Colección Comunidades Autónomas
  20. 20. Saldos migratorios de Andalucía (1997-2006) Variación absoluta Resto de España Exterior 100.000 80.000 60.000 40.000 20.000 0 -20.000 1996 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 Fuente: Padrón Municipal, INE grantes extranjeros; mientras que en la varia- Según datos publicados en el Padrón de 2007, ción interanual entre 1998-1999 los extranjeros Andalucía contaba con 526.942 extranjeros, que sólo representaban un 15%, como se muestra en representan un 6,6% de la población, tres pun- el siguiente gráfico. tos por debajo de la media nacional. El fenóme- Incremento de población extranjera y nacional en Andalucía (1998-2007) Variación interanual absoluta Nacionales Extranjeros 100.000 98.637 80.000 70.699 68.721 60.000 63.644 58.325 57.717 57.152 48.057 18.802 40.000 42.001 16.133 42.899 40.890 10.333 38.669 35.229 28.687 26.407 20.000 0 1998/99 2000/01 2002/03 2004/05 2006/07 1999/2000 2001/02 2003/04 2005/06 Fuente: Padrón Municipal, INE L a economía de Andalucía: diagnóstico estratégico 19
  21. 21. no de la inmigración tiene un impacto territorial La motivación principal de estos extranjeros muy desigual. En el siguiente mapa se ha anali- para inmigrar no es de tipo laboral, sino el deseo zado el peso relativo de los extranjeros sobre el de instalarse en el litoral andaluz atraídos por el total de población. La proporción es muy alta en clima, la abundante oferta residencial y las Almería y Málaga, con 179 y 144 extranjeros por infraestructuras de transporte aéreo. De esta mil habitantes, respectivamente. En total, forma, el litoral andaluz atrae a miles de jubila- ambas provincias concentran el 63,2% de los dos europeos, convirtiéndose en una “Florida” extranjeros de Andalucía. Las ratios del resto de para Europa. El porcentaje de extranjeros proce- provincias son poco significativas y muy por dentes de la UE-25 es altísimo en Málaga, 41,1% debajo a la media nacional: Córdoba, Jaén, Sevi- del total, lo que demuestra el liderazgo turístico- lla y Cádiz no superan los 30 extranjeros por mil residencial de esta provincia, pero al mismo habitantes, y sólo las provincias de Granada y tiempo se observa como este proceso avanza Huelva se acercan a la media regional. notablemente en las otras provincias con litoral. En el mapa también se analiza el origen de los El resto de población extranjera se puede califi- extranjeros. El grupo más numeroso correspon- car básicamente como inmigrantes por motiva- de a los países de la UE-25, que aglutinan el 37%, ciones laborales. Bajo estas circunstancias, el trece puntos por encima de la media española. colectivo más representativo corresponde a los Extranjeros en Andalucía y provincias: principales colectivos, número absoluto y peso relativo (2007) 179 22 21 Córdoba Jaén 56 16.878 14.421 55 27 Huelva 144 28.035 Sevilla 49.059 Granada 48.545 Almería Extranjeros por Málaga mil habitantes 115.494 217.784 30 999 9 Colectivos extranjeros en Andalucía Cádiz 3% UE-25 66 36.726 Rumanía y Bulgaria 6 23% 37% Resto Europa Marruecos 5% Resto África América Latina 16% 11% Asia 5% AndalucÌa EspaÒa Fuente: Elaboración propia a partir de datos del INE 20 Colección Comunidades Autónomas
  22. 22. países latinoamericanos, el 22,9% de los extran- En ninguna otra región española la jerarquía jeros, pero esta proporción es sensiblemente urbana presenta una riqueza de niveles, una inferior al 34,7% que registran en la media espa- densidad de interrelaciones urbanas y rurales y ñola. Los extranjeros de origen marroquí, un un dinamismo metropolitano como en Andalu- 16,2% (4,3 puntos por encima de la media espa- cía. El intenso éxodo rural de los años sesenta ñola), se localizan preferentemente en las áreas apenas consiguió desdibujar una distribución de de agricultura intensiva de regadío y, por ello, no núcleos de población que se ha visto extraordi- es casual que la provincia de Almería concentre nariamente dinamizada en las dos últimas déca- el 40,5% de todos los marroquíes residentes en das. A una distribución de por sí diversificada y Andalucía. La fuerte vocación agrícola y olivarera compleja se ha sumado uno de los fenómenos de Jaén también explica que casi un tercio de más marcados de especialización metropolitana sus extranjeros sean de nacionalidad marroquí. de Europa, con la emergencia de casi una decena En tercer lugar, 11,4%, se sitúa el grupo formado de áreas metropolitanas, algunas de ellas de en- por rumanos y búlgaros, que se han desagrega- vergadura europea, que naturalmente reclaman do de los países de la UE, ya que esencialmente una redefinición de las estructuras de trans- pertenecen a la categoría de inmigrantes de tipo porte y servicios públicos y que constituyen un laboral. A escala provincial, los rumanos y búlga- formidable potencial para el desarrollo futuro de ros tienen un peso relativo muy significativo en la región a medida que la especialización econó- Córdoba (25,9%), Huelva (25%) y Almería (18,2%). mica que se apunta en muchas de ellas vaya to- mando cuerpo. La actual situación económica, especialmente virulenta en sectores muy intensivos en mano La propia evolución de esta jerarquía urbana y la de obra extranjera como la construcción, plantea posición geoestratégica de la región en el con- incertidumbres a corto plazo. Es muy previsible junto español y en la confluencia transfronteriza que la entrada de inmigrantes se desacelere a y transcontinental en la que se sitúa determinan corto plazo por la crisis de este sector, que ha la necesidad de completar sus redes de trans- sido uno de los principales motores de creci- porte y de cerrar todos sus eslabones estratégi- miento y atracción del litoral andaluz. Pero tam- cos. Ello a pesar del gran impulso que las infraes- bién es previsible que una vez superadas las difi- tructuras de transporte han registrado en la cultades económicas los flujos de inmigración se región, que ha quemado etapas adoptando reactiven de nuevo. modos de transporte avanzados de manera pio- nera respecto al resto de España. 2.2. Procesos espaciales 2.2.1. Sistema urbano-territorial El territorio andaluz, rico por su densa jerarquía andaluz: transformaciones urbana y complejo por las dificultades seculares recientes para el despliegue de las infraestructuras nece- sarias para cohesionarlo, ha registrado profun- Una estructura territorial compleja y diversa das transformaciones con la articulación de sus El sistema urbano es uno de los principales recur- grandes áreas metropolitanas, en un contexto sos de Andalucía, debido tanto al rango de los de rápido crecimiento demográfico, y la apari- núcleos que lo componen como a su forma de ción de infraestructuras de transporte avanzado distribución territorial. Sus 87.598 km2 de superfi- como la Alta Velocidad. Mucho ha cambiado el cie convierten a Andalucía en la segunda comu- panorama y, sin duda, ello ha motivado el des- nidad autónoma española por extensión, tras empeño económico observado. Los procesos Castilla y León. Representa el 17,4% del territorio espaciales son, pues, en una región tan extensa español y el 3,7% de la Unión Europea. Supera en y diversa como Andalucía, especialmente rele- extensión a países como Bélgica, Holanda, Dina- vantes en un diagnóstico estratégico como el marca y Austria y casi iguala a Portugal. que se aborda en este volumen. L a economía de Andalucía: diagnóstico estratégico 21
  23. 23. La gran extensión territorial y amplia población dalucía se contabilizan 2.707 núcleos habitados, han conllevado históricamente ciertos desequi- lo que supone una ratio media de 2.977 habitan- librios territoriales en el desarrollo económico, tes por núcleo, casi tres veces más que la media social y cultural. En las últimas décadas, la con- española (1.226). centración de actividades económicas y pobla- ción en las franjas costeras y grandes áreas me- En Andalucía existe una gran variedad de tipolo- tropolitanas ha acelerado dichos desequilibrios. gías de poblamiento. Se han identificado ocho No obstante, en su conjunto, la malla urbana de intervalos de poblamiento. Aunque la media Andalucía presenta una de las estructuras más municipal sobrepase los 10.000 habitantes, en la equilibradas de las regiones españolas, lo cual práctica tan sólo 116 municipios, de un total de facilita la ordenación territorial, sus funciones 770, consiguen superar este umbral de pobla- de articulación y el despliegue de las infraes- ción, usado por el Instituto Nacional de Estadís- tructuras y los servicios públicos. tica para definir un núcleo de tipo urbano. No obstante, el nivel de urbanización de Andalucía Con una densidad aproximada de 92 habitantes se considera muy elevado, ya que estos 116 muni- por km2, (para el conjunto de España es 89), la cipios concentran el 80% de la población. población está distribuida de manera muy des- igual en el territorio. Andalucía está compuesta La cúspide urbana está representada por las ciu- por 770 municipios y 2.707 núcleos de población. dades de Sevilla y Málaga. Su tamaño de po- Los 10.467 habitantes de media por municipio blación les otorga un estatus de gran ciudad, al casi duplican la ratio nacional (5.563), lo que formar parte del grupo de las seis ciudades implica municipios de mayor tamaño demográ- españolas por encima del medio millón de habi- fico y viabilidad operativa. Otra peculiaridad es el tantes. Las restantes capitales provinciales se modelo territorial concentrado, frente a la ato- consideran de tamaño medio o grande, al lograr mización o dispersión de otras regiones. En An- superar el umbral de 100.000 habitantes, según Jerarquía urbana de Andalucía (2007) Municipios con más de 100 mil habitantes Sevilla 699.145 700.000 600.000 Málaga 561.250 500.000 Nº de habitantes Córdoba 323.600 Jerez de la Frontera 202.687 400.000 Granada 236.207 Dos Hermanas 117.564 Almería 186.651 300.000 Huelva 146.173 Marbella 126.422 Algeciras 114.012 Cádiz 128.554 Jaén 116.393 200.000 100.000 0 Fuente: Elaboración propia a partir de datos del Padrón Municipal 2007, INE 22 Colección Comunidades Autónomas
  24. 24. puede apreciarse en el gráfico adjunto. A esta te más discreto. Por último, en esta lista sólo lista hay que añadir otros cuatro municipios, aparecen dos municipios del interior: Alcalá de Jerez de la Frontera, Marbella, Dos Hermanas y Guadaira, el segundo núcleo del área metropoli- Algeciras. En total, estos doce municipios acapa- tana de Sevilla, y Linares, uno de los principales ran el 36,7% de la población andaluza. polos industriales de la provincia de Jaén. El escalón urbano siguiente está configurado El estrato entre 20.000 y 50.000 habitantes es por dieciséis ciudades de tamaño medio, entre muy numeroso (47 municipios) y presenta una 50.000 y 100.000 habitantes. La mayoría de gran diversidad territorial. Según sus característi- estas ciudades se han desarrollado al amparo cas funcionales y localización geográfica, se han del turismo de la costa mediterránea: Vélez- identificado tres tipologías. Quince municipios se Málaga, Fuengirola, Mijas, Estepona, Torremoli- consideran ciudades satélite5 de las áreas metro- nos y Benalmádena, en el litoral malagueño, El politanas, entre las que destacan Sevilla y Mála- Ejido y Roquetas de Mar, en Almería, y Motril en ga, con siete y cuatro municipios respectivamen- Granada. El Ejido4 merece una mención especial, te. Doce son municipios costeros6. Finalmente, la al encarnar el paradigma del modelo de desarro- categoría más numerosa corresponde a los llo almeriense basado en la agricultura intensi- municipios de interior7, 21, muchos de ellos “agro- va, la construcción y el turismo de “sol y playa”. ciudades”, es decir, enclaves urbanos en entornos En la costa atlántica destaca el crecimiento de rurales con gran peso de las actividades agrarias. tres municipios gaditanos, San Fernando, El La agrociudad es un fenómeno característico del Puerto de Santa María y Chiclana de la Frontera, sistema urbano rural andaluz, en el que la alta donde, además del turismo, se han beneficiado productividad de las tierras, unida a un sistema de la expansión urbanístico-residencial del área de propiedad latifundista, determina la aparición metropolitana de Bahía de Cádiz. En los otros de núcleos de población que tradicionalmente dos municipios gaditanos dentro de este inter- han servido de contrapeso territorial al desarrollo valo de población, Sanlúcar de Barrameda, al urbano de la costa. Los servicios derivados de su noreste, y La Línea de la Concepción, enclavada función de cabeceras comarcales, las nuevas en el extremo oriental de la comarca del Campo infraestructuras de transporte, junto a las activi- de Gibraltar, el crecimiento ha sido sensiblemen- dades de transformación agroalimentaria y la 4 El Ejido ejemplifica el modelo de desarrollo seguido por muchos municipios del litoral andaluz. La agricultura intensiva de invernadero ha sido el motor de crecimiento, en torno al cual se ha generado una potente industria auxiliar de comercialización de los productos hortícolas a nivel nacional e internacional. El segundo pilar económi- co de El Ejido se ha estructurado a partir del combinado formado por el turismo y las actividades inmobiliarias de la franja costera. No obstante, el intenso crecimiento económico no está exento de graves problemas sociales y am- bientales. El crecimiento ha generado una elevada concentración de inmigrantes extranjeros, un tercio de la población de El Ejido, lo cual con bastante frecuencia genera situaciones de explotación laboral y segregación en áreas de infravivienda. Los problemas medioambientales de El Ejido y, en general, de casi todo el litoral almeriense, se derivan de la agricultura intensiva, tanto en deterioro del paisaje (el denominado “mar de plástico”), como en la sobreexplotación de los yacimientos acuíferos, sin olvidar la creciente ocupación residencial de la franja costera. 5 Los municipios metropolitanos son: Mairena del Aljarafe, Los Palacios y Villafranca, La Rinconada, Carmona, Coria del Río, Camas y Tomares, en el área metropolitana (AM) de Sevilla; Alhaurín de la Torre, Alhaurín el Grande, Coín y Rincón de la Victoria, en el AM de Málaga; San Roque y Los Barrios, en el AM de Campo de Gibraltar; Armilla en el AM de Granada; y Puerto Real en el AM de Bahía de Cádiz. 6 Tres por provincia en Almería (Níjar, Adra y Vícar), Cádiz (Rota, Barbate y Conil de la Frontera) y Huelva (Lepe, Almonte e Isla Cristina), y tan sólo uno en las provincias de Granada (Almuñécar) y Málaga (Nerja). 7 Los municipios entre 20 y 50 mil habitantes localizados en las comarcas rurales del interior presentan la siguiente distribución provincial: 7 en Córdoba (Lucena, Puente Genil, Montilla, Priego de Córdoba, Baena, Cabra y Palma del Río); 4 en Jaén (Andujar, Úbeda, Martos y Alcalá la Real); 4 en Sevilla (Utrera, Écija, Morón de la Frontera y Lebrija); 3 en Granada (Baza, Loja y Guadix); 2 en Málaga (Antequera y Ronda), y 1 en Cádiz (Arcos de la Frontera). L a economía de Andalucía: diagnóstico estratégico 23
  25. 25. creación de polígonos industriales marcan las El resto de niveles de poblamiento, al situarse por pautas del desarrollo de estos núcleos. debajo del umbral de los diez mil habitantes, se consideran rurales. Su presencia es muy alta en El último escalón urbano, entre 10.000 y 20.000 cuanto al número de municipios, pero en térmi- habitantes, está representado por 73 municipios. nos demográficos su significado es exiguo, como Los más dinámicos se localizan en las áreas se muestra en el siguiente gráfico. Buen ejemplo metropolitanas8, cuyo crecimiento para el perio- de ello es el último escalón representado, por do 1998-2007 fue del 27%. Más allá de estos debajo de los 2.000 habitantes: el 40,3% de los ámbitos metropolitanos, en los 39 municipios municipios, por tan solo un 3,4% de la población restantes el crecimiento fue sensiblemente infe- andaluza. Su estructura económica suele estar rior, un 10,1%, y lógicamente se dan realidades marcada por la escasa diversidad y la fuerte muy contrastadas: desde municipios costeros dependencia respecto al sector agropecuario. con espectaculares crecimientos, como Manilva Desde el punto de vista geográfico, predominan en Málaga (125,7%), hasta acusados declives las áreas montañosas o serranas, con peores socioeconómicos, caso de Peñarroya-Pueblonue- comunicaciones: el entorno de Sierra Morena (al vo en Córdoba (-12,4%). Entre los municipios del norte de las provincias de Huelva, Sevilla y Córdo- interior, 29, de nuevo las agrociudades cobran un ba), y las Cordilleras Penibéticas (en Jaén y las especial protagonismo en las provincias de Sevi- comarcas de interior de Cádiz, Málaga, Granada y lla, Córdoba y Jaén. Almería). Ciudades intermedias andaluzas Rango I: 50.001-100.000 hab. Rango II: 20.001-50.000 hab. Metropolitanos Metropolitanos Costa Interior Costa Interior Por Provincias: Costa Interior Costa Interior Almería 1 1 1 2 Cádiz 4 1 3 3 1 Córdoba 7 Granada 1 1 1 3 Huelva 3 Jaén 1 4 Málaga 4 2 4 1 2 Sevilla 1 7 4 Totales Nº Municipios 9 1 5 1 8 8 10 21 Población 2007 631.282 66.089 330.506 61.262 218.954 230.692 232.228 617.116 Ratio por municipio 70.142 66.089 66.101 61.262 27.369 28.837 23.223 29.386 Crecimiento 1998-2007 36,8% 17,5% 29,8% 4,9% 36,2% 18,0% 22,4% 6,3% Fuente: Elaboración propia a partir del Padrón Municipal 8 Los municipios metropolitanos de este intervalo de población son 34, de los cuales 12 pertenecen al AM de Grana- da y 11 al AM de Sevilla y, en menor medida, se encuentran en las áreas metropolitanas de Huelva (4), Jaén (3), Mála- ga (2) y Almería (1). 24 Colección Comunidades Autónomas
  26. 26. Intervalos de poblamiento municipal en Andalucía (2007) 100% 0,3 2,1 1,3 > 500.000 15,6 6,1 9,5 100.001-500.000 80% 21,1 13,9 5.001-100.000 60% 13,5 20.001-50.000 26,6 10.001-20.000 40% 16,1 5.001-10.000 12,9 20% 40,3 9,1 2.001-5.000 8,2 0% 3,4 < 2.000 % Población % Municipios Fuente: Elaboración propia a partir de datos del INE La expansión metropolitana El sistema urbano andaluz se ha transformado El fenómeno metropolitano tiene como contra- profundamente por los procesos de reestructu- partida un menor dinamismo de las ciudades ración productiva y globalización económica ini- centrales, o incluso decrecimiento. Este es el caso ciados hace ya casi tres décadas. de Cádiz, que fue el municipio que más pobla- ción perdió en el periodo analizado (-14.575 habi- La concentración del crecimiento en Andalucía tantes, -10,2%). Granada y Sevilla también tu- es extrema. Ocho de los diez municipios andalu- vieron un comportamiento regresivo, -2,2% y ces que han experimentado los mayores creci- -0,4%, respectivamente. mientos absolutos entre 1998 y el 2007 se encuentran en la costa malagueña (Málaga Frente a los crecimientos, concentrados en las capital, Marbella, Mijas, Benalmádena, Torremo- costas y las áreas metropolitanas, el 41,2% de los linos y Estepona) y la costa almeriense (Roque- municipios andaluces (317 de 770) ha registrado tas de Mar y El Ejido). Los otros dos casos corres- pérdidas de población en el periodo 1998-2007. ponden a grandes nodos que encabezan la Las mayores regresiones se concentran en las expansión metropolitana: Dos Hermanas, en el comarcas rurales de interior. área metropolitana de Sevilla, y Jerez de la Fron- tera, en el área metropolitana de Bahía de Cádiz. No obstante, las agrociudades del interior, gra- El incremento de población de estos diez muni- cias al éxito de algunas experiencias económicas cipios supuso 260.000 habitantes, casi un tercio de carácter endógeno puestas en marcha en los del total de Andalucía. últimos años, han mostrado cierto dinamismo L a economía de Andalucía: diagnóstico estratégico 25
  27. 27. socioeconómico, frente al declive de periodos grupo de grandes ciudades andaluzas de entre anteriores. En conjunto, las 21 agrociudades de 100.000 y medio millón de habitantes con un 20.000 a 50.000 habitantes tuvieron una evolu- menor crecimiento relativo (21,9%), pero un ma- ción positiva (variación del 6,3% en el periodo yor peso en el crecimiento regional (37,1%). Las 1998-2007), y tan sólo dos casos, Morón de la ciudades de pequeño y mediano tamaño, de Frontera y Guadix, perdieron población. 10.000 a 50.000 habitantes también tuvieron un comportamiento destacable. Por el contrario, el En el siguiente gráfico se ha representado la evo- resto de intervalos registró incrementos poco lución de los ocho estratos de población analiza- destacados, cuando no negativos, en los munici- dos. Las ciudades de entre 50.000 y 100.000 ha- pios de tipo rural. bitantes mostraron el mayor crecimiento, con una variación del 37,2% y una contribución neta al crecimiento de la región del 35,9%. Le sigue el Evolución demográfica de la jerarquía de poblamiento andaluz (1998-2007) Variación % del propio intervalo Variación % sobre total población Andalucía 40% 37,2 35,9 37,1 30% 21,9 19,3 20% 13,9 10% 7,5 8,8 1,4 1,1 2,5 3,7 0% -1,8 -5,2 -4,2 -4,0 -10% < 2.001 5.001- 20.001- 100.001- 10.000 50.000 500.000 2.001- 10.001- 50.001- > 500.000 5.000 20.000 100.000 Estratos municipales de poblamiento Fuente: Elaboración propia a partir de datos del INE La expansión de las áreas metropolitanas es el Las áreas metropolitanas de Andalucía identifi- fenómeno territorial de mayor significado en cadas en el mapa adjunto son: Sevilla, Málaga- Andalucía. En la actualidad, más de 5 millones de Costa del Sol, Bahía de Cádiz, Granada, Córdoba, andaluces residen en los municipios de las nueve Almería-El Ejido, Campo de Gibraltar/Bahía de áreas metropolitanas identificadas, lo que supo- Algeciras, Huelva y Jaén. ne el 62,7% de la población. 26 Colección Comunidades Autónomas
  28. 28. Jerarquía urbana de Andalucía: áreas metropolitanas Linares Córdoba Andújar Úbeda 322.867 214.671 Jaén Écija Lucena 1.450.214 271.457 Sevilla 548.603 Huelva Antequera Granada Bahía de Cádiz / Ronda 385.574 Cádiz-Jerez de la Frontera 1.088.569 628.898 Motril Almería-El Ejido Málaga Marbella Área metropolitana Nº Ciudad central 255.418Campo de Gibraltar / Habitantes Algeciras (2007) Otros núcleos urbanos > 30 mil hab. no localizados en áreas metropolitanas Fuente: Elaboración propia a partir de datos del INE En el gráfico adjunto, se muestra la jerarquía de Las características son comunes, pero no por ello las áreas metropolitanas a partir del tamaño de se deben despreciar la diversidad de funciones, su población. Las ciudades de Sevilla y Málaga se magnitudes territoriales, fases temporales y incluyen dentro de las cincuenta áreas metropo- fenómenos territoriales singulares para cada litanas de la Unión Europea con más de 1 millón una de las nueve áreas metropolitanas. de habitantes. Sevilla se sitúa en el puesto 33, mientras que Málaga, en el 47. El rango metro- Las primeras áreas metropolitanas en desarro- politano de Sevilla es similar al de ciudades rele- llarse fueron Málaga-Costa del Sol, Sevilla, y las vantes del continente, como Róterdam, Marsella dos áreas gaditanas. Se remontan a mediados de y Oporto, todas ellas en torno a 1,4 millones de la década de los setenta y principio de los ochen- habitantes. Atendiendo al ranking mundial, apa- ta, pero el gran auge urbanístico no se produce recen en los puestos 318 y 422, respectivamente, hasta los años noventa y continúa con fuerza en de una lista de 470 áreas metropolitanas consi- la década actual. El resto de casos se desarrollan deradas. El resto de áreas metropolitanas tiene más tarde: el arranque se produce a finales de un papel menos destacado, y sólo dos consiguen los ochenta y la fase de mayor expansión se ha superar el umbral de medio millón de habitan- producido en los comienzos del siglo XXI. No obs- tes, Bahía de Cádiz y Granada. tante, algunas de estas áreas están apenas arti- L a economía de Andalucía: diagnóstico estratégico 27

×